Toda la eliminatoria fue dramática. El Kiel empató en ultimo instante del descuento para forzar la prórroga y se necesitaron seis penaltis por cada equipo para definir el pase a octavos.

Berlín, 13 ene (EFE).- El Holsein Kiel, de la segunda Bundesliga, eliminó hoy al Bayern Múnich de la Copa de Alemania al imponerse en la tanda de penaltis tras un 2-2 en el tiempo reglamentario y en la prórroga.

Toda la eliminatoria fue dramática. El Kiel empató en ultimo instante del descuento para forzar la prórroga y se necesitaron seis penaltis por cada equipo para definir el pase a octavos.

El entrenador del Bayern, Hansi Flick, hizo algunas rotaciones. Lo más notable fue que dejó en el banquillo a dos titulares habitualmente inamovibles como David Alaba y Robert Lewandowski.

El partido empezó siendo como se esperaba. El Bayern tenía la pelota y cuando la perdía no tardaba en recuperarla aunque las llegadas eran escasas.

El Kiel se replegó desde el comienzo y buscaba ocasiones de contragolpes con balones largos.

En el minuto 9 se dio la primera aproximación del Bayern con un remate desviado de Joshua Kimmich desde fuera del área.

En el minuto 13 Serge Gnabry, en posible fuera de juego, abrió el marcador para el Bayern. La jugada se inició con un centro al área de Corentin Tolisso. Thomas Müller bajó el balón de cabeza buscando a Gnabry, el meta Ioannis Gellios alcanzó a meter la mano pero no logró cortar y Gnabry definió a puerta vacía.

Luego el Bayern tuvo dos buenas llegadas: en el 26 con un remate ligeramente desviado de Gnabry desde la media luna y en el 36 con un remate de Müller por encima desde corta distancia.

Los jugadores del Kiel celebran tras eliminar al Bayer Múnich. Foto: EFE

Sin embargo, en la primera llegada del Kiel, en el 37, llegó el empate. Un pase largo de Jannik Dehm alcanzó a Fin Bartels que, tras ganarle la espalda a la defensa del Bayern, llegó al área y definió bien ante la salida de Neuer.

El partido estaba otra vez abierto y el Kiel tras el empate empezó a mostrar un poco más de atrevimiento adelante aunque las mejores llegadas en el resto de la primera parte fueron del Bayern.

La mejor, segundos antes del descanso, se produjo en un lanzamiento de falta de Kimmich desde el centro del campo. Tolisso hubiera podido rematar de cabeza dentro del área chica pero intentó, sin éxito, bajarle el balón a Müller.

A comienzos del primer tiempo, en el 49, Leroy Sané marcó de falta el segundo gol del Bayern con un disparo preciso por encima de la barrera.

Poco después, y en una jugada que se inició en una pérdida de pelota de Lucas Hernández, el Kiel tuvo una buena ocasión de volver a empatar pero Mühling remató por encima desde buena posición.

Después vino una fase en la que el Kiel estuvo más activo adelante mientras que el Bayern redujo la agresividad en la presión alta y se replegó un poco.

Sin embargo, la mejor ocasión en esa etapa del partido la tuvo el Bayern con un remate de Jamal Musiala que Gelios desvió contra el poste.

Lewandowski entró al campo, en el 74 por Musiala y Douglas Costa por Sané. Más tarde entraron Benjamin Pavard, por Bouna Saar, y Marc Roca por Gnabry.

El último cambio, en el 92, parecía destinado a administrar los últimos minutos pero cuando el partido parecía terminado y en el último instante del descuento llegó el empate del Kiel con un remate de cabeza de Hauki Wahl a centro de Johannes van der Bergh desde la banda izquierda.

En la prórroga el Kiel pareció acusar el desgaste por haber estado corriendo la mayor parte del partido detrás de la pelota y el Bayern estuvo metido casi permanentemente en la mitad contraria pero sin generar ocasiones claras.

Lo primero digno de mención fue un remate de Marc Rocan en el 110 que Gelios desvió a saque de esquina.

Los equipos se fueron a los penaltis. Los cinco primeros lanzamientos de cada equipo terminaron en la red. El sexto del Bayern le tocó a Marc Roca que falló ante Gelios lo que le dio a Fin Bartels, en el último cobro, la posibilidad de definir la eliminatoria.