México

Alfaro plantea a MC “gran frente” para 2024 y una “alternativa” con Samuel y Colosio

13/03/2022 - 12:05 am

Si bien el bloque opositor Va por México ha insistido en la necesidad de sumar a sus filas a Movimiento Ciudadano, los principales líderes del partido naranja han dicho en distintas ocasiones que esto no ocurrirá, a lo que se suma ahora el planteamiento de Enrique Alfaro, uno de los principales aspirantes presidenciales naranjas, de construir otro “gran frente opositor”, al que se sumen actores más que partidos.

Ciudad de México, 13 de marzo (SinEmbargo).– Al encuentro asistió la cúpula de Movimiento Ciudadano, liderada por su fundador, el Senador Dante Delgado. Se trató de un evento con diputados naranjas de Jalisco que prácticamente pasó desapercibido por la prensa nacional. Ahí, uno de los oradores principales fue el Gobernador Enrique Alfaro, quien planteó a su partido “ser el espacio en donde se articule un frente opositor para ir al 2024”.

“No (hay que) confundirnos entre la idea de un frente opositor o la idea de una alianza entre los partidos de siempre. Yo sí creo (que) se puede construir un gran frente, yo creo que Movimiento Ciudadano tiene que volver a abrir sus puertas y tenemos que ser creativos e inteligentes para poder convertir a este espacio en un lugar incluyente, en el que sea interesante participar, en el que haya perspectivas de desarrollo no puede haber un proyecto de puertas cerradas, al contrario, creo que este es un momento en el que podemos volver a tender canales de comunicación con expresiones políticas, independientemente de colores y de partidos que puedan verdaderamente fortalecer nuestra capacidad de triunfo”, expresó Alfaro el pasado 26 de febrero en el acto realizado en la sede del Movimiento Naranja en Guadalajara, Jalisco.

Enrique Alfaro, un político, como muchos, proveniente del PRI, ha alcanzado como abanderado de Movimiento Ciudadano la Alcaldía de Guadalajara y posteriormente el Gobierno de Jalisco, posición que le ha servido para cuestionar algunos de los manejos del Gobierno federal, con el cual ha tenido diferencias importantes.

A mediados del año pasado, en julio, el mandatario jalisciense pidió no darlo “ni por muerto ni apuntado” en la carrera presidencial porque, dijo en entrevista con Forbes, “estoy trabajando en mi estado y consciente de que tengo una responsabilidad nacional y espero no defraudar y más allá de una aspiración personal, lo que tengo claro es lo que me toca aportar y espero estar a la altura”.

Su postura cambió en diciembre, cuando en una entrevista con El País fue cuestionado de nueva cuenta sobre sus aspiraciones presidenciales. En ese entonces dijo al diario español:

“Lo que yo puedo decir es que estoy absolutamente claro de que no voy a faltar a mi responsabilidad política con este país. Sé que me va a tocar jugar un rol. Y si ese rol es el de ser candidato, pues creo estar más que preparado para hacerlo”.

Esa misma ruta que ha ido definiendo el Gobernador jalisciense es la que lo ha llevado en las últimas semanas a abrir las puertas a todo tipo de “expresiones políticas” para integrar un “gran frente” opositor, uno que —como han dejado ver en Movimiento Ciudadano— no contempla a los partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) ​​—con los que MC se coaligó en 2018— y el Revolucionario Institucional (PRI), y al mismo tiempo lo ha llevado a hablar de construir “una alternativa” junto con los otros dos aspirantes naranjas el Gobernador de Nuevo León, Samuel García, y el Alcalde de Monterrey, Luis Donaldo Colosio, hijo del candidato presidencial del PRI asesinado en 1994.

Samuel García, Gobernador de Nuevo León, y Enrique Alfaro, Gobernador de Jalisco, durante la Convención Nacional Democrática de Movimiento Ciudadano. Foto: Mario Jasso, Cuartoscuro.

“Vamos a construir una alternativa y que en esa alternativa el acuerdo que vamos a tomar con Samuel, con Luis Donaldo y con muchos actores de Movimiento Ciudadano, va a ser un acuerdo sólido, aquí no vamos a tener disputas ni jaloneos, no andamos buscando ni chamba ni hueso, queremos construir una alternativa para México, además de aliados políticos somos amigos, por lo tanto en este proyecto no nos andamos disputando nada, al contrario, estamos viendo cómo cada quien aporte lo que toque”, dijo Alfaro en ese sentido al asistir a Nuevo León.

Esta declaración del mandatario jalisciense fue interpretada para muchos como una postura más clara de sus intenciones por contender por la Presidencia en 2024. Sobre todo cuando Samuel García ha descartado ir por la grande mientras que Luis Donaldo Colosio se ha mostrado tibio ante el planteamiento.

De hecho, dos días después de hablar sobre la “alternativa” que construirá junto con Samuel García y Colosio, Alfaro fue destapado por el líder de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, que en los últimos meses tuvo un acercamiento con el líder máximo del partido naranja, Dante Delgado, a quien ha respaldado en su demanda de que el emecista ​​José Manuel de Río Virgen, secretario técnico de la Junta de Coordinación Política del Senado acusado de homicidio, sea liberado en Veracruz, ya que ambos consideran se trata de una venganza política del Gobernador morenista Cuitláhuac García.

“Yo tengo respeto por Enrique Alfaro, es un político singular, yo diría que no se inscribe en la ortodoxia política tradicional, es un joven con intuición política y ahí va. Lo veo como un aspirante normal en MC, en MC, en Morena ya están mucho, en MC lo veo a él, también veo normal, Nuevo León, y veo que les van a surgir más cuadros”, comentó Monreal, quien en el pasado ha vestido los colores de MC, luego de la presentación en Guadalajara de una nueva edición de su libro, Acceso de las Mujeres a la Justicia.

Los senadores Ricardo Monreal (Morena) y Dante Delgado (MC) en Pancho Viejo, Veracruz. Foto: Cuartoscuro.

La más reciente encuesta publicada por El Universal, el pasado 4 de marzo, señala cómo el emecista más conocido por las personas que fueron consultadas de cara al proceso de 2024 es Luis Donaldo Colosio Riojas (58 por ciento) seguido de Alfaro (31 por ciento) y Samuel García (28 por ciento).

En tanto, la séptima medición de los Presidenciables, realizada por C&E Research, coloca a los tres políticos naranjas en el mismo orden, aunque en este caso en cuestión de las preferencias por abanderar a su partido: Luis Donaldo Colosio Riojas (50 por ciento), Enrique Alfaro (27 por ciento) y Samuel García (15 por ciento).

En lo que respecta a la última evaluación quincenal de la intención de voto sobre los principales aspirantes a Presidente de México en el 2024 realizada por la empresa Massive Caller, Luis Donaldo Colosio es visto como el segundo mejor aspirante del bloque opositor Va por México con un 21.8 por ciento, pese a que no se ha contemplado su inclusión en esta alianza, mientras que Samuel García es visto como el principal presidenciable de MC con un 56.4 por ciento de respaldo, sólo seguido de Enrique Alfaro con un 43.6 por ciento.

Si bien el bloque opositor Va por México ha insistido en la necesidad de sumar a sus filas a Movimiento Ciudadano, los principales líderes del partido naranja han dicho en distintas ocasiones que esto no ocurrirá, a lo que se suma ahora el planteamiento de Enrique Alfaro, uno de sus principales aspirantes presidenciales, de construir otro “gran frente opositor”, al que se suman actores más que partidos.

Obed Rosas
Es licenciado en Comunicación y Periodismo por la FES Aragón de la UNAM. Estudió, además, Lengua y Literatura Hispánicas en la Facultad de Filosofía y Letras.
en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas