Yulay, youtuber mexicano, durmió en el piso de una celda. Lo hizo para mostrar lo que enfrentan los que toman y manejan. 

Ciudad de México, 13 de agosto (SinEmbargo).– Yulay, un youtuber mexicano, mostró cómo son las celdas en las que son metidos los que no pasan la prueba del alcoholímetro.

El joven colocó una cámara escondida entre su ropa, bebió alcohol y manejó hacia el punto en el que los automovilistas eran revisados. Ahí lo aprehendieron.

“Quiero mostrarles el proceso. Vamos a estar adentro de una celda. Vamos a consumir alcohol. Espero que nos atrapen. Quiero mostrarles que es bien feo quedarse en una celda”, dijo Yulay.

Después de ser detenido, el youtuber felicitó a los policías municipales por realizar su trabajo correctamente.

El mismo youtuber mostró hace poco cómo es que actúan “farderos” en tiendas de México. Lo hizo con la autorización de muchachos que se dedican a robar.

Los“farderos”, identificados como “El Chupado” y “El Tortugo”, explicaron que llevan años sustrayendo productos de tienditas. Ambos tienen 22 años de edad.

“La necesidad, carnal. Necesitas salir a la calle a buscar qué hay. Te llevas lo que te hace falta. Los electrodomésticos chiquitos los vas sacando”, dijo “El Chupado”.

“Entras y sales rápido. Esperamos a que esté distraída la persona, el que atiende. Echamos todo lo que se pueda. A veces lo hacemos solos o acompañados. A veces va alguien para distraer. Repartimos el botín”, añadió. Durante todo el video su rostro estuvo cubierto. También el del “Tortugo”.

“Si te cachan, corres. Lo que más pegamos es al Oxxo, el que atiende se queda en su caja”, señaló “El Tortugo”.

Durante el video, que ya cuenta con más de 178 mil reproducciones en YouTube, los jóvenes ingresaron a una tienda y sacaron muchos productos escondidos. Los encargados del local no lo notaron.

Yulay mostró que todos los productos fueron pagados después de realizar un inventario en una banqueta.

Antes de iniciar con las entrevistas, el youtuber dijo que “El Tortugo” y “El Chupado” eran actores. Lo dijo y guiñó el ojo.

“El Chupado” aconsejó que los que atienden comercios se pongan “truchas” para que no les roben.