Un hombre llega a la sala de emergencias con su su hija que tuvo un accidente. La esposa la lleva a hacerse una tomografía mientras él espera y las horas pasan, pero nunca vuelven.

Ciudad de México, 13 de noviembre (SinEmbargo).– Ray Monroe (Sam Worthington) viaja con su esposa Joanne (Lily Rabe) y su hija Peri (Lucy Capri), en una parada que hacen de emergencia, la pequeña sufre un accidente y la pareja busca el hospital mas cercano para atenderla.

Cuando llegan a la sala de urgencias, la niña es atendida y enviada a hacerse una tomografía acompañada de su madre mientras Ray Monroe las espera en la sala del hospital. Las horas pasan y su familia no regresa, cuando se acerca a preguntar por ellas se da cuenta que han desaparecido sin dejar rastro.

Desesperado, Ray comienza una imparable búsqueda de su familia, mientras en el hospital tratan de convencerlo de que está loco, pero el sospecha que algo pasa en el lugar. Fractura el nuevo tráiler psicológico de Netflix que te llevará a un mundo de paranoia.