El Presidente aseguró que para resolver los problemas se debe marcar estrictamente la “línea divisoria entre la delincuencia y la autoridad” para que no exista ningún tipo de complicidad.

Ciudad de México, 14 de enero (SinEmbargo).– El Presidente Andrés Manuel López Obrador lamentó la muerte del Diputado de Guanajuato, Juan Antonio Acosta Cano, quien fue asesinado a el pasado 12 de enero cerca del Ayuntamiento del municipio de Juventino Rosas, del mismo estado.

En su encuentro matutino con la prensa, el Jefe del Ejecutivo federal envió sus condolencias a los familiares y amigos del legislador y aseguró que ya se está investigando el hecho para dar con los responsables del homicidio.

El mandatario federal recalcó que la violencia en Guanajuato no se ha apaciguado y que la entidad hay una evidente “descomposición social” que se gestó durante los últimos años.

“Sigue la violencia, homicidios, confrontación entre grupos y también asesinatos de dirigentes. Acaba de fallecer, y lo lamentamos, un legislador en Guanajuato que fue asesinado en Juventino Rosas. Estamos atendiendo este asunto. Consideramos de que hay en Guanajuato una profunda descomposición social que se fue gestando durante años”, expuso frente a la prensa.

Desde el recinto de Palacio Nacional, López Obrador recalcó que hay un énfasis especial en materia de seguridad en Guanajuato, ya que la violencia y el crimen organizado sigue en aumento. Según el Presidente, esto se debe a que por años se abandonó al estado y se permitió la creación y desarrollo de grupos dedicados a la delincuencia.

Añadió que el caso de Guanajuato muestra que aunque exista un buen crecimiento económico, puede coexistir la violencia y la corrupción.

“Esto es un asunto muy aleccionador de como un modelo económico sin visión social no funciona, porque Guanajuato es de las entidades de más crecimiento económico. Sin embargo, al mismo tiempo, está dentro de las entidades con más violencia”, señaló el fundador de Morena.

El mandatario oriundo de Tabasco destacó que Guanajuato tampoco cuenta con altos índices de inversión a la salud pública, la educación o el bienestar, ya que se dio prioridad a la privatización del estado.

Finalmente, condenó los hechos violentos en contra del Diputado local y aseguró que para resolver los problemas se debe marcar estrictamente la “línea divisoria entre la delincuencia y la autoridad” para que no exista ningún tipo de complicidad.