México es un país con una gran biodiversidad que aporta experiencias inolvidables, entre las experiencias naturales están las luciérnagas en Tlaxcala o el avistamiento de flamencos en Yucatán.

 

Ciudad de México, 14 de febrero (SinEmbargo).-  Las actividades relacionadas con la naturaleza y en espacios abiertos son las preferidas y más recomendadas en la “nueva normalidad” dentro el turismo. Con esto en mente, Despegar compartió algunos de los eventos naturales que sucederán este año, para cuando sea posible y el semáforo epidemiológico lo permita, disfrutar de estos.

AVISTAMIENTO DE FLAMENCOS

En la Reserva de la Biósfera de Ría Lagartos en Yucatán se puede vivir una de las experiencias naturales más pintorescas. A lo largo de todo el año se puede observar al flamenco rosado en esta región, pero en la temporada invernal, el número de estas aves aumenta, ya que migra desde otras regiones en busca de un ambiente más cálido. Es así como más de 20 mil flamencos arriban entre enero y septiembre para completar su reproducción, convirtiéndose en un espectáculo único.

TEMPORADA DE LUCIÉRNAGAS

En pleno verano, cuando los bosques de Tlaxcala son más húmedos, los destellos de las luciérnagas aparecen, regalándonos uno de los fenómenos más mágicos. De junio a agosto es la época donde se puede disfrutar de este espectáculo natural nocturno que, por lo general, cada noche dura 1 hora.

Luciérnagas que buscan pareja se encienden en forma sincronizada mientras los fotógrafos toman imágenes de larga exposición dentro de Piedra Canteada. Foto: Ap

AVISTAMIENTO DE TIBURÓN BALLENA

De mayo a septiembre, México recibe al tiburón ballena, el pez más grande del mundo, pues llega a medir desde 12 hasta 20 metros. Aunque su tamaño es imponente, realmente es inofensivo y esto favorece las actividades que permiten nadar con ellos en destinos como la Isla Holbox, en Quintana Roo.

BIOLUMINISCENCIA EN LA PLAYA

La bioluminiscencia es un espectáculo natural de luces en el mar en ciertas regiones, debido a las reacciones químicas que produce una sustancia presente en ciertos microorganismos marinos, llamada luciferina. En las lagunas de Chacahua, que se encuentra cerca de las playas de Puerto Escondido en Oaxaca, se puede apreciar este evento, y la mejor temporada para verlo es de agosto a marzo.

LLEGADA DE MARIPOSAS MONARCA

La migración de la mariposa monarca a México se ha convertido en uno de los espectáculos naturales más importantes. Cada año, esta especie recorre más de 8 mil kilómetros para establecerse durante cuatro meses en la reserva que abarca los estados de Michoacán y Estado de México, y que es considerada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Generalmente su llegada se da en noviembre y se marchan en marzo. Los santuarios más representativos para poder visitar son: El Rosario, el cual alberga el 44% de todas las mariposas que llegan al país, y La Mesa.

ALas mariposas monarca recorren 8 mil kilómetros para establecerse durante cuatro meses en la reserva que abarca los estados de Michoacán y Estado de México. Foto: Crisanta Espinosa Aguilar, Cuartoscuro.