Miguel Ángel Mancera dijo ser respetuoso de las instituciones, pero “todo tiene un límite”. Aseguró que peleará por la construcción de la Línea 7 del Metrobús en Paseo de la Reforma, pese a que vecinos, un juez federal y el Instituto Nacional de Antropología e Historia consideran que el proyecto podría ser ecocida y afectar el valor histórico, artístico y cultural que tiene la Avenida.

Foto: Cuartoscuro

Ciudad de México, 14 de junio (SinEmbargo).- El Jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera Espinosa, afirmó este día que quitará lo que sea necesario con tal de construir el Metrobús sobre Paseo de la Reforma porque “es en beneficio de la gente”.

Durante un evento en la delegación Gustavo A. Madero, Mancera Espinosa resaltó “los beneficios” que ha traído el Metrobús a los capitalinos, por lo que tras la orden de un juez de suspender la construcción de la Línea 7, el Jefe de Gobierno dijo que “todo tiene un límite”.

“Soy respetuoso de las instituciones, pero todo tiene un límite. Vamos a ir de la mano a este litigio, pero si tengo que mover algo, si tengo que quitar algo para beneficio de la gente no me importa que nos amenacen con que nos van a denunciar, con que violamos suspensiones. Yo tengo que ver por el beneficio de la gente. Lo voy a hacer yo, y lo vamos a hacer para que nos vaya bien a todos”.

El mandatario capitalino señaló que “por ahí un juez nos dijo que hay que esperarse, sí, vamos a dar los argumentos porque tenemos la razón eh, la razón la tenemos”.

“Este proyecto tiene que ir adelante independientemente si yo lo acabo o no, eso no me importa, lo que me importa es que la GAM sepa, que ustedes sepan que estamos ocupados y preocupados”, dijo Miguel Mancera.

El pasado lunes, luego de que vecinos se pronunciaron en contra de la construcción de la Línea 7 del Metrobús al considerarlo un proyecto “ecocida, inoportuno, ilegal e innecesario”, un Juez federal ordenó la suspensión de los trabajos del proyecto por intervenir una avenida con valor histórico y carecer de la autorización para llevarlos a cabo.

De acuerdo con el juez, la suspensión de la Línea 7 del sistema de transporte público es “con el fin de conservar las áreas verdes naturales que se encuentran en el Bosque de Chapultepec, la estructura urbana protegida de Paseo de la Reforma, las glorietas históricas, las fuentes, los amplios paseos peatonales y los demás monumentos que se encuentran en dichas zonas y que tienen valor histórico, cultural o artístico”

Ayer, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) informó, a través de un comunicado, que no ha expedido un permiso para la realización de los trabajos como aseguró el Gobierno de la Ciudad de México al mostrar documentos supuestamente expedidos en mayo y junio pasado incluso por el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA).

“El Instituto tiene que revisar y determinar la viabilidad del proyecto presentado por las autoridades del Gobierno de la Ciudad de México, en función del impacto que pueda tener en la protección y conservación del los bienes patrimoniales”, explicó el INAH y detalló que la autorización que se dio sólo fue para trabajos preliminares, no para todo el proyecto.