El cuerpo del ex dirigente local del PRD, el de su esposa, suegra y chofer fueron hallados dentro de una camioneta calcinada, luego de cinco horas de ser reportados como desaparecidos.

El líder político fue asesinado en la carretera Chilapa-Ahuacoutzingo, en la zona Centro de Guerrero, una región especialmente conflictiva por la lucha entre grupos delictivos que quieren controlar el tráfico y cultivo de la amapola, un opiáceo con el que se elabora la heroína.

Guerrero/Ciudad de México, 15 de octubre (ElSur/EFE/SinEmbargo).- Los cuerpos del ex líder del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en Guerrero, Ranferi Hernández Acevedo, de su esposa, suegra y chofer fueron hallados calcinados dentro de una camioneta.

El vocero del Grupo de Coordinación Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, confirmó la identidad de los cuerpos hallados en un vehículo incendiado en la carretera Chilapa-Ahuacuotzingo.

En un comunicado de prensa, informó que agentes de la Fiscalía General del Estado (FGE) acudieron al lugar para realizar los peritajes que permitan determinar la causa de muerte de las cuatro personas.

Confirmó que Ranferi Hernández y sus acompañantes desaparecieron alrededor de las 17:00 horas de ayer, luego de salir de Ahuacuotzingo rumbo a Chilapa.

El funcionario afirmó que tras una operación de búsqueda de la Policía Estatal, se halló la camioneta incendiándose cerca de la entrada a la comunidad de Nejapa, poco antes de la medianoche.

De acuerdo con la información, dos de los cuatro cuerpos estaban en el maletero del vehículo.

Los cadáveres fueron reconocidos en el lugar por el Secretario General del Ayuntamiento de Ahuacoutzingo, Abel López Rosas, quien identificó a Ranferi Hernández Acevedo, de 50 años, Lucía Hernández Dircio, también de 50, y Juana Dircio, de 94 años. De su chófer no se dieron mayores detalles.

Las autoridades informaron que hasta el lugar del suceso también llegaron familiares, a quienes se les entregaron los cuerpos.

La zona Centro de Guerrero es una región especialmente conflictiva por la lucha entre grupos delictivos que quieren controlar el tráfico y cultivo de la amapola.

Actualmente, Ranferi Hernández, junto a otros ex presidentes estatales del PRD, encabezaba la coordinadora que en Guerrero apoya la candidatura presidencial de Andrés Manuel López Obrador, del partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

Ranferi Hernández Acevedo fue uno de los dirigentes de izquierda con mayor trayectoria y arraigo en la lucha social guerrerense.

Fue sobreviviente de la llamada Guerra Sucia y exiliado a Francia por la persecución que sufrió por el exgobernador Rubén Figueroa Alcocer (1993-1996) por su participación activa en la exigencia de justicia por la masacre de 17 campesinos en Aguas Blancas, Coyuca de Benítez, en 1995.

En 2015, Hernández Acevedo renunció al PRD junto con otros expresidentes estatales de ese partido para trabajar en favor de López Obrador, sin ser militante del partido Morena.

Guerrero se mantiene como el estado más violento del país con mil 540 homicidios dolosos registrados en el Secretariado ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) de enero a agosto de este año.

Desde 2015, la violencia en Chilapa se ha recrudecido por la lucha que mantienen grupos de la delincuencia organizada.

Apenas la semana pasada el Gobierno estatal presumió el reforzamiento de la seguridad en esa zona.

No obstante, el viernes en Chilapa fue encontrado atado y herido el exalcalde perredista de Zitlala Francisco Techuchillo Neri, quien murió en el hospital.

Había sido secuestrado por hombres armados el martes de la semana pasada. Junto a él fue dejado un mensaje presuntamente atribuido a grupos delictivos.