Author image

Greenpeace

16/06/2022 - 12:01 am

Amenaza plástica en las costas veracruzanas

Desde hace cerca de cuatro años, desde diversas organizaciones hemos exigido al Senado de la República y a la Cámara de Diputados y Diputadas que legislen para prohibir los plásticos de un solo uso, ya que son innecesarios.

"Buena parte de los residuos encontrados corresponden a productos plásticos de un solo uso, aquellos diseñados para usarse y tirarse en cortos periodos de tiempo, como las botellas y las tapas, así como los desechables de diversos tipos".
“Buena parte de los residuos encontrados corresponden a productos plásticos de un solo uso, aquellos diseñados para usarse y tirarse en cortos periodos de tiempo, como las botellas y las tapas, así como los desechables de diversos tipos”. Foto: Greenpeace

Por Ornela Garelli, campañista de Océanos Sin Plásticos en Greenpeace México

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha indicado que la contaminación por plásticos y sustancias tóxicas es uno de los principales problemas ambientales que sufrimos como humanidad en la actualidad, junto al cambio climático y la pérdida de biodiversidad. En los últimos años se han publicado diversos estudios que dan cuenta de la presencia de residuos plásticos en prácticamente todos los sitios del planeta, desde las montañas más altas hasta las partes más profundas de los océanos, incluso en tejidos, sangre o placentas humanas, en especies marinas, y hasta en algunos de nuestros alimentos, el agua que bebemos y el aire que respiramos. Pero ¿qué tan extendida está esta problemática en México?

El nuevo informe de Greenpeace México y el Instituto Tecnológico de Veracruz, Amenaza Plástica: un problema en las costas veracruzanas, busca contribuir a responder esta pregunta mediante el estudio del caso de este estado costero. La investigación hizo un monitoreo de la presencia de residuos plásticos en 11 playas de la zona conurbada Boca del Río-Alvarado, de las seis islas del Parque Nacional Sistema Arrecifal Veracruzano y de la parte baja de la cuenca del Río Jamapa-Cotaxtla, que desemboca en Boca del Río, Veracruz. Además de contabilizar los plásticos hallados, el estudio buscó identificar el tipo de plástico, el tipo de artículo y la marca comercial de los residuos. ¿Cuáles fueron los principales resultados? A continuación los presentamos:

La investigación hizo un monitoreo de la presencia de residuos plásticos en 11 playas de la zona conurbada Boca del Río-Alvarado, de las seis islas del Parque Nacional Sistema Arrecifal Veracruzano y de la parte baja de la cuenca del Río Jamapa-Cotaxtla, que desemboca en Boca del Río, Veracruz.
La investigación hizo un monitoreo de la presencia de residuos plásticos en 11 playas de la zona conurbada Boca del Río-Alvarado, de las seis islas del Parque Nacional Sistema Arrecifal Veracruzano y de la parte baja de la cuenca del Río Jamapa-Cotaxtla, que desemboca en Boca del Río, Veracruz. Foto: Greenpeace
  • Se contabilizó un total de cuatro mil 344 ítems plásticos, agrupados en distintos tipos de plásticos, destacando fragmentos plásticos y botellas de PET:
  • Fragmentos de poliestireno expandido (EPS) o Unicel 27 por ciento.
  • Botellas de tereftalato de polietileno (PET) 22 por ciento.
  • Botellas, tapas y costales de polipropileno (PP) 18 por ciento.
  • Otros plásticos (88 tipos) 16 por ciento.
  • Calzado diverso cinco por ciento.
  • Artículos de polietileno de alta densidad (HDPE) como botellas y tapas cinco por ciento.
  • Desechables diversos cuatro por ciento, entre otros.
  • Las botellas y tapas de polietileno de alta densidad y los desechables son los residuos que aparecieron en los cuatro ecosistemas estudiados (playa, río, laguna arrecifal e islas). 
  • Las playas fueron el ecosistema con mayor basura plástica.
  • Del total de cuatro mil 344 ítems contabilizados, el 25 por ciento (mil 104 ítems) pudieron ser rastreados hasta el nombre de la compañía que fabrica este producto. Entre las compañías con mayor número de productos plásticos encontrados en los ecosistemas costeros, se encontró a The Coca Cola Company con el 35 por ciento (389) de piezas plásticas asociadas a sus productos comerciales. También destacaron otras compañías como Pepsico, Colgate Palmolive, Keuring Dr Pepper, Unilever, Procter & Gamble, Nestlé, Quala y Grupo Danone. Además, sobresalen compañías mexicanas como Industrias Clarasol, Grupo Bimbo, Grupo Lala, Alpura, Industrias Patrona y Pisa Farmacéutica.

Como se puede observar, buena parte de los residuos encontrados corresponden a productos plásticos de un solo uso, aquellos diseñados para usarse y tirarse en cortos periodos de tiempo, como las botellas y las tapas, así como los desechables de diversos tipos. Así también, la identificación de las marcas comerciales y las compañías fabricantes de estos productos, con grandes refresqueras como Coca-Cola a la cabeza, es una muestra de la enorme responsabilidad que tienen las empresas en este problema, ya que son ellas quienes colocan todos estos productos en el mercado.

Desde hace cerca de cuatro años, desde diversas organizaciones hemos exigido al Senado de la República y a la Cámara de Diputados y Diputadas que legislen para prohibir los plásticos de un solo uso, ya que son innecesarios, y que se asignen responsabilidades claras y ambiciosas a las empresas para que se hagan cargo de sus productos durante todo su ciclo de vida.
Desde hace cerca de cuatro años, desde diversas organizaciones hemos exigido al Senado de la República y a la Cámara de Diputados y Diputadas que legislen para prohibir los plásticos de un solo uso, ya que son innecesarios, y que se asignen responsabilidades claras y ambiciosas a las empresas para que se hagan cargo de sus productos durante todo su ciclo de vida. Foto: Greenpeace

Desde hace cerca de cuatro años, desde diversas organizaciones hemos exigido al Senado de la República y a la Cámara de Diputados y Diputadas que legislen para prohibir los plásticos de un solo uso, ya que son innecesarios, y que se asignen responsabilidades claras y ambiciosas a las empresas para que se hagan cargo de sus productos durante todo su ciclo de vida, desde que son diseñados y hasta que se vuelven residuos. Sin embargo, hasta este momento no han escuchado las alertas de la sociedad civil ni de las personas expertas en la materia. El resultado de esto es que en tanto tiempo de inacción legislativa y de falta de políticas públicas para atender este problema, los residuos plásticos han seguido inundando los ecosistemas mexicanos, como lo muestra el caso veracruzano.

El año pasado, el Senado aprobó una minuta que reforma la Ley General de Residuos (LGPGIR) y otra más que crea la Ley General de Economía Circular, ambas minutas están ahora en revisión por la Cámara de Diputados. ¿Hicieron su trabajo? La respuesta es no, porque las y los senadores aprobaron reformas basadas en el interés de la industria del plástico, sin priorizar la protección ambiental ni el bienestar de las personas. Ante ello, es imperativo que la Cámara de Diputados, especialmente la Comisión de Medio Ambiente y la Comisión de Cambio Climático eviten que pase lo mismo que en el Senado y escuchen las alertas que les hacemos desde la sociedad civil. Estas minutas no pueden aprobarse en las condiciones en que se encuentran ahora, debe hacerse un análisis más profundo y considerar la verdadera prohibición de los plásticos de un solo uso e integrar la responsabilidad extendida del productor si queremos una Ley que realmente contribuya a solucionar este problema. ¿Contamos con ustedes?

Puedes consultar el informe y su resumen ejecutivo en este enlace. 

en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas