El Presidente adelantó que principalmente se trabajará sobre las pensiones pues “en el periodo neoliberal no se pensó en el futuro de los trabajadores”. Afirmó que en su Gobierno no se verá una resolución, pero se dará un avance para que quienes se vieron afectados con la modificación de la Ley laboral en 1997 reciban una pensión digna.

Ciudad de México, 17 de febrero (SinEmbargo).- El Gobierno federal buscará, junto con la industria privada y los sindicatos, una solución al “problema grave” de las pensiones en México, anunció el Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Durante su participación en el Décimo Congreso Nacional Ordinario de la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (CATEM), se comprometió a garantizar que los trabajadores reciban una pensión justa.

“Vamos a buscar una salida con empresarios y con los sindicatos para que los trabajadores reciban lo que por justicia les corresponde en cuantos a sus pensiones. Ese también es otro compromiso de mi Gobierno”, señaló.

López Obrador recordó que durante la época neoliberal se aprobaron reformas lascivas para los trabajadores, ya que sólo recibirán entre el 30 y 40 por ciento de su salario.

“Las reformas que se llevaron a cabo en el periodo neoliberal han afectado a jubilados, que después de trabajar años, van a recibir apenas el 30 por ciento, el 40 por ciento, de sus salarios, es decir de lo que ahorraron, porque no se pensó en el futuro de los trabajadores”. apuntó.

El mandatario participó en el décimo Congreso Nacional Ordinario de la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México. Foto: Gobierno de México.

Para el mandatario, las reformas a los esquemas de pensiones se hicieron sin pensar en el bienestar de los trabajadores.

“No se pensó en el futuro de los trabajadores (…) Vamos a buscar una salida con empresarios y sindicatos para que los trabajadores reciban lo que por justicia les corresponde en cuanto a sus pensiones”, reiteró.

Por otro lado, López Obrador agradeció la colaboración de los empresarios y Sui capacidad para entender los “nuevos tiempos” que el país vive.

“Quiero agradecer a los empresarios de México por comprender estos nuevos tiempos y entender la necesidad de reacomodos, ya no se puede aplicar la misma política, no se puede poner vino nuevo en botellas viejas, necesitamos cambiar y esto lo celebro, celebro que los empresarios estén tomando consciencia y actuando con mucha responsabilidad social, que los empresarios de México tengan esa dimensión social”, puntualizó.

REITERA APOYO

En el acto, López Obrador reiteró compromisos con el sector laboral y agradeció el apoyo del sector empresarial y de los actores de Gobierno que impulsaron las reformas en esta materia.

“Dejar de manifiesto que el Gobierno que encabezo, que represento, siempre va a apoyar, a respaldar, el sindicalismo de México”, expresó e hizo una recuperación de la historia sobre las tres transformaciones ocurridas en el país.

Agradeció al sector empresarial del país por comprender el tiempo de la transformación y la necesidad de reestructurar la forma política y reconoció la dimensión social para su labor. Enfatizó que el aumento salarial dado se dio en conjunto con el empresariado, desde donde provino la propuesta y fue secundada por dirigentes sindicales y apoyada por su Gobierno.

Enfatizó que con la aprobación de la reforma laboral, se limpiarán de corrupción las instituciones, puso como ejemplo las modificaciones en el Infonavit. Destacó la importancia de garantizar la vivienda a los trabajadores evitando desalojos.

El Presidente fue recibido por miembros de Catem. Foto: Presidencia

Otro sector en el que dijo hay reformas es el sector salud, para que se evite la práctica de hacerles esperar muchos meses a los trabajadores para ser atendidos.

Adelantó que principalmente se trabajará sobre las pensiones pues “en el periodo neoliberal no se pensó en el futuro de los trabajadores”. Afirmó que en su Gobierno no se verá una resolución, pero se dará un avance para que quienes se vieron afectados con la modificación de la Ley laboral en 1997 reciban una pensión digna.

Pedro Haces Barba, secretario general del Comité Ejecutivo Federal de Catem, dirigió un mensaje a las personas agremiadas.

Enfatizó la importancia de la colaboración del sector laboral, con el empresariado y el Gobierno nacional, para lograr la transformación laboral.

Aplaudió la labor de gobierno, tanto del Presidente López Obrador, como de Alejandro Murat, Gobernador de Oaxaca, a quien calificó como “un gran Gobernador”.

Dijo que este evento marca una nueva etapa para el sector laboral mexicano porque hay un piso parejo. “Presidente, no tenga usted la menor duda de que las y los trabajadores de Catem son sus aliados permanentes”, afirmó.

El Mandatario mexicano expresó su respaldo al sindicalismo. Foto: Presidencia.

Aplaudió el aumento “histórico” del 16 por ciento en el salario de los trabajadores, a menos del primer mes de Gobierno del Presidente López Obrador, pero sobre todo, el 20 por ciento que se dio a inicios de 2020. “Usted le hace justicia a la mano obrera de México”, destacó el líder sindical.

Sobre la reforma laboral de este Gobierno, Haces Barba añadió que hará justicia a los trabajadores a partir de la libertad sindical, la justicia y el final de contratos de protección.

A 113 años de la “gesta histórica” de Cananea y Río Blanco, recordó el dirigente, los ideales y principios están más fuertes que antes. “Esa lucha no fue en vano y el sacrificio de aquellos mártires tampoco fue en vano porque hoy está de vuelta en un sindicalismo moderno”, dijo.

Se pronunció en contra de las extorsiones a empresarios y rechazó las amenazas a huelga “y todas esas malas prácticas que ya no caben en el sindicalismo moderno mexicano”.

Al evento también asistió Ricardo Monreal, coordinador de Morena en el Senado; Maria Luis Alcalde Luján, Secretaria del Trabajo y Previsión Social; Francisco Alberto Fernández Díaz, presidente de Concamin; José Manuel López Campos, presidente de Concanaco Servytur; así como una serie de miembros del Senado de la República.