El pasado 12 de agosto, tres muertos y más de 20 heridos fue el saldo de una jornada violenta en Charlottesville, EU, en donde un choques por una marcha de blancos supremacistas, desencadenó en un atropello masivo y un helicóptero estrellado.

Una imagen del nuevo Estados Unidos en la era Trump. Foto: AP

Varsovia, 17 de agosto (AP)- El museo de sitio de Auschwitz-Birkenau emitió una advertencia el jueves que parece referirse a la efusión del odio racista y antisemita en Charlottesville, Virginia.

El museo estatal escribió en Twitter: “La lección más dura para nosotros hoy. Los perpetradores eran personas. Aceptaron una ideología que racionalizó y promovieron el odio y el mal “.

Bajo la frase aparece una foto de oficiales y guardias en Auschwitz sonrientes y divertidos.

El mensaje apareció en varios idiomas después de las declaraciones del presidente estadounidense Donald Trump que parecen justificar las acciones de los neonazis y los blancos supremacistas que marcharon en Virginia el fin de semana.

Un vocero del museo dijo a The Associated Press que todo lo que es libre de interpretar el mensaje como el parezca.

Este 16 de agosto, la ciudad de Baltimore, en el este de EU, retiró hoy sus monumentos al bando confederado de la guerra civil (1861-1865), formado por estados secesionistas y favorables a la esclavitud, en medio de un nuevo debate en el país sobre si deben desecharse esos símbolos adorados por la ultraderecha.

Los cuatro monumentos fueron retirados discretamente a lo largo de la madrugada, con el fin de evitar el revuelo que generó el pasado fin de semana en Charlottesville (Virginia) el plan de retirar la estatua de Robert E. Lee, un general confederado considerado un símbolo de la defensa de la esclavitud y el racismo.