Las reuniones anunciadas por la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México y colectivos feministas, no serían las primeras. Esta misma semana, la mandataria capitalina tuvo un encuentro con feministas, después de la primera marcha en protesta por las violaciones contra jóvenes presuntamente cometidas por policías de la de Secretaría de Seguridad Ciudadana.

Ayer, cientos de mujeres se congregaron en las inmediaciones de la Glorieta de los Insurgentes, armadas con brillantina rosa y morada, sus pañuelos verdes y mantas, para protestar en contra de los abusos denunciados recientemente y para exigir su derecho a una vida libre de violencia.

Ciudad de México, 17 de agosto (SinEmbargo).- La Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, se reunió la tarde este sábado con su Gabinete de seguridad y anunció nuevos encuentros con “organizaciones de mujeres que luchan legítimamente contra la violencia de género”.

Las reuniones que la mandataria anunció hoy, no serán las primeras. Esta semana, Sheinbaum Pardo se reunió con grupos de mujeres. El primer encuentro se dio después de la manifestación del pasado lunes 12 de agosto, donde mujeres exigieron esclarecer los casos de abusos sexuales sufridos por jóvenes a manos, presuntamente, de policías de capital mexicana. Los diálogos que hoy anuncia la funcionaria se da en el marco de la segunda jornada de protesta por esos mismos hechos, durante la cual se registraron afectaciones a mobiliario urbano, monumentos y una de las estaciones de la red del Metrobús.

Ayer, cientos de mujeres se congregaron en las inmediaciones de la Glorieta de los Insurgentes. Armadas con brillantina rosa y morada, pañuelos verdes y mantas, para repudiar la violencia en su contra. El contingente partió desde ese punto hacía el Paseo de la Reforma. La marcha circuló por la calle Génova; las manifestantes se dirigieron a la oficinas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México (SC-CdMx), luego al Ángel de la Independencia.

Durante la manifestación, se realizaron algunas pintas y destrozos en las inmediaciones de la Glorieta de los Insurgentes. Además, en la estación del Metrobús Insurgentes, hubo vidrios rotos, pintas y vidrios rotos. La estación dejó de dar servicio durante varias horas. También una estación de policía, ubicada en la calle de Florencia, presentó algunos daños.

Durante la marcha también se registraron agresión físicas, como la sufrida por el periodista Juan Manuel Jiménez, quien fue golpeado por un hombre. Una reportera también denunció que intentaron robarle su celular.

La agresión contra Jiménez fue captada en video. En la grabación se observa al periodista relatando comentando la marcha, cuando, de súbito, un sujeto, quien aparentemente no formaba parte de la marcha, se aproxima para golpearlo en el rostro.

La movilización de ayer dejó 16 personas heridas, informó la SSC. Los heridos fueron trasladadas a diferentes hospitales para recibir la atención correspondiente.

En un comunicado, la SSC precisó que entre los heridos se encuentran 13 policías, dos civiles y un bombero. Indicó que todos fueron atendidos por socorristas del Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas (ERUM) y trasladados a diferentes hospitales de la zona.

Además, en la zona de la manifestación, que se llevó a cabo en las inmediaciones de la Glorieta de Insurgentes y en partes de Reforma, los socorristas atendieron a otras 18 personas.

PRIMER ENCUENTRO CON MUJERES 

El pasado 14 de agosto, activistas en defensa de los derechos de las mujeres y feministas exigieron a la Jefa de Gobierno de la capital mexicana que su Gobierno pase del llamado a la cero tolerancia a la violencia contra las mujeres a las acciones concretas y que dé resultados. La mandataria capitalina destacó diversas acciones que ha llevado a cabo para la atención a las mujeres, pero reconoció que no ha sido suficiente.

Para María de la Luz Estrada, integrante del Observatorio Nacional del Feminicidio, el llamado a la cero tolerancia a la violencia contra las mujeres de parte del Gobierno capitalino se debe ver materializado con acciones concretas, “con acciones que pueda medir la sociedad y las defensoras de derechos humanos de las mujeres”.

“Consideramos que es necesario articular los esfuerzos diversos […] porque tenemos que romper la cadena de la impunidad. Eso es un gran desafío”, dijo.

“Los ochos meses de Gobierno hemos visto que se han anunciado diversas iniciativas para la prevención; el tema de seguridad y procuración de justicia, poco hemos sabido las organizaciones de la Ciudad de México cómo van los avances”, recriminó.

“Mucho más allá de saber si ya hay los módulos, tenemos que saber qué ha pasado en los módulos de atención; qué ha pasado con las abogadas, cuáles son los resultados, qué lectura nos dan. Que nos permita saber hacia dónde vamos”, llamó.

NO HABRÁ REPRESIÓN

El Gobierno de la Ciudad de México, encabezado por Sheinbaum Pardo, se pronunció en contra de los actos violentos ocurridos durante la manifestación contra la violencia machista, entre ellos la agresión a un periodista. Por su parte, la Procuraduría General de Justicia dijo que inició las carpetas de investigación correspondientes y prometió que “no habrá impunidad”. Además, reconoció que la mayoría de las manifestantes actuó de forma pacífica.

“Sobre la manifestación, respetamos a la mayoría que lo hicieron de manera pacífica, para ellas las puertas de la Ciudad de México están siempre abiertas para el diálogo franco, sin embargo, no se puede justificar la violencia de unas y unos cuantos que solo empañan la defensa de los derechos de las mujeres. La violencia no se combate con violencia”, expuso el Gobierno en un comunicado.

Defendió que no “caerá en la provocación de utilizar la fuerza pública en medio de la manifestación, pues es lo que están buscando”.

-Con información de Ilse García