El contrato para realizar la ceremonia fue entregado a la empresaria que también recibió el del año pasado y costó más de 12 millones de pesos.

Ciudad de México, 17 de septiembre (SinEmbargo).– La ceremonia del Grito de la Independencia de este año, realizada sin público y  encabezada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, costó tres millones de pesos más que la realizada en 2019.

La conmemoración del 210 aniversario de la Independencia mexicana en el Zócalo capitalino costó 12 millones 710 mil 440 pesos, de acuerdo con el contrato “Servicio integral para la organización del evento de Conmemoración del 210 Aniversario del Grito de Independencia de México”   de la Oficina de Presidencia de la República publicado en Compranet y citado por medios.

El precio fue mayor al del año pasado, cuando se gastaron 9.5 millones de pesos.

El silencio de las calles vacías del Centro Histórico se percibió durante la ceremonia. Foto: Gobierno de México.

El contrato se asignó por adjudicación directa a la empresaria Yazmín Adrian Bolaños López, quien también recibió el del año pasado y ha sido beneficiada con otros contratos desde 2018, por ejemplo, el otorgado para realizar el cierre de campaña del morenista López Obrador en el Estadio Azteca, en junio de hace dos años, según señalaron medios nacionales.

El Presidente López Obrador se asomó al balcón principal de Palacio Nacional el 15 de septiembre para realizar su segundo Grito de Independencia ante la plancha del Zócalo vacía.

El silencio de las calles vacías del Centro Histórico se percibió durante la ceremonia. Las campañas sonaron justo cuando el Presidente emitió sus últimas frases: “¡Viva el amor al prójimo! ¡Viva la esperanza en el porvenir! ¡Viva México! ¡Viva México! ¡Viva México!”.

Los mexicanos se aprestaron a celebrar su Día de la Independencia sin grandes ceremonias por primera vez en 153 años debido a las restricciones actuales a las reuniones públicas, aplicadas a fin de evitar el contagio del coronavirus.