El director del Centro de Investigación en Nutrición y Salud informó que compañías ya han reducido el sodio en productos chatarra gracias al nuevo etiquetado.

 Ciudad de México, 17 de septiembre (SinEmbargo).– El nuevo etiquetado ya dio sus primeros resultados positivos, pues compañías de alimentos ultraprocesados disminuyeron el sodio y quitaron las grasas trans de algunos de sus productos.

Simón Barquera, director del Centro de Investigación en Nutrición y Salud (CINyS) del Instituto Nacional de Salud Pública, informó hoy, a dos meses de que los productos chatarra comenzaron a venderse con los sellos de advertencia, que empresas ya han hecho cambios.

“Ahorita que salió el etiquetado, en unas cuantas semanas ya muchas compañías ya reformaron y ya le bajaron el sodio. En semanas estamos viendo beneficios de este nuevo etiquetado porque muchas compañías ya le bajaron el sodio a sus cereales y quitaron grasas trans. Los estamos monitoreando”, aseguró desde Palacio Nacional.

Dijo que en los próximos meses autoridades sanitarias ya contarán con datos sobre el impacto del nuevo etiquetado de alimentos, pero recordó que será hasta dentro de uno o dos años cuando podrá identificarse cambios en el consumo de ultraprocesados.

“Queremos demostrar que mejora las elecciones, hábitos de compra de la ciudadanía, ya que por si sola no puede disminuir los niveles de obesidad”, destacó Simón Barquera.

El nuevo etiquetado frontal advierte a las y los consumidores si el contenido alimenticio tiene exceso en sodio, azúcares o grasas y entrará en vigor en octubre, aunque desde julio ya se observa en algunos productos a la venta en tiendas y supermercados de todo México.

El sistema de etiquetado que estaba vigente en México –el que vemos en la parte inferior de los paquetes– era el de Guías Diarias de Alimentación (GDA), que consistía en mostrar los porcentajes de azúcares totales, grasa saturada, otras grasas, sodio y calorías de una porción del producto respecto a las cantidades recomendadas en una dieta de 2 mil kilocalorías. Pero con el nuevo etiquetado os productos incluirán octágonos con advertencias como: “Exceso de calorías”, y “Exceso de sodio”.

Representantes de organizaciones en pro de la salud, empresas y Gobierno llevaron a cabo mesas de diálogo antes de que el Congreso aprobará la modificación a la Norma Oficial Mexicana 051. En el proceso se denunció cabildeos fallidos por parte de las corporaciones, las cuales también echaron a andar toda su maquinaria alertando del nuevo etiquetado en Estados Unidos y Suiza.