Miguel Ángel Macera y algunos delegados perredistas del Distrito Federal. Foto: Cuartoscuro

Miguel Ángel Macera y algunos delegados perredistas del Distrito Federal. Foto: Cuartoscuro

Ciudad de México, 18 de enero (SinEmbargo).– La Arquidiócesis de México criticó hoy que con el inicio de las precampañas electorales “comenzaron a brincar los ‘chapulines’ [funcionarios públicos] para asegurar su nombre en boletas electorales o listas de los partidos para una curul en la Cámara de Diputados”.

En tanto este día, el Secretario de Gobierno del Distrito Federal Héctor Serrano Cortés informó que ya se recibieron 14 solicitudes de licencia de los jefes delegaciones perredistas.

El Delegado en Benito Juárez, Jorge Romero, del Partido Acción Nacional (PAN), se mantiene en el cargo, sin embargo el funcionario sí busca competir por una diputación local. En tanto el priista Adrián Rubalcava, Delegado de Cuajimalpa, se encuentra aún a la espera de que inicie el proceso en su partido para tomar la decisión.

De las 14 licencias solicitadas al gobierno capitalino, que van desde los 15 hasta los 90 días, 13 funcionarios solicitantes van por una candidatura, en tanto el titular de Iztapalapa, solicitó su separación al cargo la semana pasada, para ser investigado por los presuntos delitos de corrupción.

“Daremos a conocer el detalle en las próximas horas cuando ya tengamos la evaluación jurídica de cada caso”, detalló Serrano. Además indicó que serán los directores generales jurídicos los que se queden a cargo de las demarcaciones.

Tras asegurar que su decisión “no es un tema simplemente de saltos”, el jefe delegacional en Cuauhtémoc, Alejandro Fernández Ramírez presentó licencia para dejar su cargo de manera definitiva y buscar una diputación local por el PRD.

En conferencia de prensa, aseguró que la experiencia que le dio ser jefe delegacional la aprovechará para impulsar principalmente 11 puntos necesario para atender problemas de la Ciudad de México.

Adelantó que de no ser favorecido con la candidatura a diputado local el próximo 21 de enero, fecha en que se realizará el Consejo Electivo del PRD, regrese a concluir su gestión.

Sin embargo, afirmó que estaría al pendiente del buen cierre del ejercicio delegacional que quedará a cargo del director jurídico y de gobierno, Eduardo Lima Gómez.

IGLESIA Y COPARMEX CRITICAN A “CHAPULINES”

“Con las precampañas comienzan a verse las limitaciones y lagunas del marco electoral. Y es que, a fin de alcanzar un “güeso” y para seguir viviendo del presupuesto, funcionarios locales y representantes populares comenzaron a brincar los ‘chapulines’ para asegurar su nombre en boletas electorales o listas de los partidos para una curul en la Cámara de Diputados (sic.)”, plantea la iglesia Católica en su editorial de hoy difundida a través de su Sistema Informativo.

La crítica del la Arquidiócesis se suma a la hecha por la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en la Ciudad de México, quien el pasado viernes lanzó la campaña #NOVotesporChapulines en la que exhortó “a los empresarios, a sus colaboradores, a la sociedad en general, que analicen otras opciones antes de votar por un candidato que dejó inconcluso su cargo público para acceder a otro”.

“Hemos decidido que no nos gustan los bien llamados ‘chapulines’, por considerar que no se les puede tomar en cuenta como posibles servidores públicos de confianza y que han abusado de la ciudadanía al generar, sin vergüenza, un comercio burdo por alcanzar nuevas prebendas político-económicas, por encima del compromiso adquirido con los electores”, refirió el organismo patronal en un comunicado de prensa que firma José Luis Beato González, presidente de la Coparmex en la Ciudad de México.

La representación de los empresarios de la capital del país mencionó que la mayoría de los jefes delegacionales y varios diputados locales han manifestado en días recientes su intención de abandonar sus cargos para buscar uno nuevo en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) o en la Cámara de Diputados.

“Desecharán sin más, un trabajo para el que fueron elegidos por la ciudadanía y a la que debrían responder hasta el último día de su cargo”, indicó la Coparmex. Indicó que una vez que los funcionarios se retiren de sus cargos buscarán a los directores jurídicos de las delegaciones y alos diputados suplentes para dar seguimiento a los pendientes administrativos y legislativos.

En este sentido, la iglesia Católica calificó como “indignante y escandaloso el caso de la Ciudad de México, donde diez de los dieciséis jefes delegacionales -mostrando el mayor desprecio a la ciudadanía que los eligió-, piden licencia para amarrar un asiento en la ALDF o la Cámara de Diputados”.

Criticó que en principio,los “ambiciosos” funcionarios que piden licencia a su cargo no rinden cuentas claras de su gestión, no hay transparencia sobre su administración y no hay auditorías creíbles de sus administraciones. “Se van, sin responder del manejo del poder y el dinero públicos conferido por la soberanía del pueblo a través del voto”, agregó.

La Arquidiócesis, además señaló que están los escándalos sobre los presuntos ilícitos cometidos por ediles y jefes delegacionales, con lo que demuestran “el desprecio de las dirigencias partidistas por el bien común y el orden público y dejan al descubierto que su único interés es una especie de interés mafioso que consiste en beneficiar a sus allegados en las diversas corrientes políticas que devoran la vida interna de los institutos políticos y el dinero de los impuestos de los ciudadanos”.

“Si México quiere transitar hacia una verdadera democracia y no simulaciones de ésta, urgen las reformas legales que impidan el oportunismo de los políticos ‘chapulines’ que brincan de puesto sin rendición de cuentas”, advirtió.

Consideró además que ese necesario de manera imperativa acabar con los clanes y grupos que concentran el poder desmedido en el seno de los partidos que, señaló la iglesia, “en la elección del 2018, podrían beneficiarse, bajo mañas y argucias, de la reelección creando bloques consolidados por esa figura para prolongarse en cargos opacos, ineficaces y, en el extremo, encubridores de hechos delictivos, como fueron los cometidos por alcaldes que fundaron imperios del crimen en sus municipios”.

Aseguró también, que aunque el Congreso de la Unión reformó el sistema electoral para garantizar seguridad, equidad, transparencia y austeridad en la vida de los partidos y los procesos comiciales, e incluso, arremetió, “hasta el cansancio, durante esas discusiones, la sociedad fue persuadida de las bondades del nuevo marco jurídico transformador de las instituciones, originando un todopoderoso Instituto Nacional Electoral que centralizó las competencias de las autoridades estatales para impedir que gobernadores y otros actores indeseables afectaran la equidad electoral, obligando a los Estados a adecuar sus legislaciones respectivas”, con el inicio del proceso electoral de este año, ya se comenzaron a ver las limitaciones y lagunas del marco electoral.

“Bajo este panorama, el electorado formula preguntas que deberían tener respuestas contundentes. ¿Cómo confiar en partidos y candidatos cuya credibilidad va a la baja, actúan como mafias de poder y sólo ven por intereses grupales y personales? ¿Cómo confiar en un sistema electoral que no blinda la designación de precandidatos capaces y libres de cualquier nexo perjudicial del bien común? ¿Cómo confiar en nuestra democracia?”, finalizó.

Sobre las críticas que la Coparmex hizo a los funcionarios “chapuzones”, ayer el Delegado de Coyoacán Mauricio Toledo señaló que la representación de la cúpula empresarial no es la que vota, sino los ciudadanos.

“No es la Coparmex, ni del DF, ni la nacional, las que votan, los que votan es la gente y es la comunidad”, arremetió.

“Él [José Luis Beato] nada más es un voto, él cruza nada más un tachecito. Los ciudadanos y los que tienen credencial de elector son los que tienen que decidir el rumbo y creo que deben estar en la libertad de tomar esa decisión”, agregó Toledo.

Sin embargo refirió que todas las opiniones son respetables. Incluso, aseguró el mandatario local, que gane o pierda la candidatura ya no regresará a su cargo como Delegado, del cual pedirá licencia el lunes para comenzar con su precampaña.

“Hay que mirarse en sí mismos, conmigo han trabajado bien, no puedo hablar mal de Coparmex, de Concanaco, de Canacintra, hemos trabajado muy bien, no sé si es dedicatoria a algún Jefe o Jefa Delegacional, al final la última palabra la tendrán los vecinos”, dijo.

Ayer mismo el Jefe de Gobierno del Distrito Federal Miguel Ángel Mancera Espinosa confirmó que 10 delegados ya habían solicitado licencia a sus cargos para comenzar sus precampañas políticas. Uno de ellos es Toledo, quien a partir de hoy se separa de su puesto.

Entre los otros delegados que dejarán sus cargos, están: Nora Arias Contreras, de Gustavo A. Madero; Víctor Hugo Romo Guerra, de Miguel Hidalgo; Sergio Palacios Trejo, de Azcapotzalco; Alejandro Fernández Ramírez, de Cuauhtémoc; José Manuel Ballesteros López, de Venustiano Carranza; Leticia Quezada Contreras, de Magdalena Contreras.

Leonel Luna Estrada, de Álvaro Obregón; Elizabeth Mateos Hernández, de Iztacalco; Maricela Contreras Julián, de Tlalpan; Miguel Ángel Cámara Arango, de Xochimilco, y Víctor Hugo Monterola Ríos, de Milpa Alta, son quienes aspiran a una diputación local.

A partir del lunes 19, los funcionarios comenzarán a delinear sus precandidaturas tras solicitar licencia definitiva o temporal, a fin de sumarse a la contienda por una diputación en la ALDF.