“El bienestar animal se ha convertido en una parte fundamental de hacer negocios y los consumidores tenemos cada vez más injerencia en la forma en que los animales son criados en la industria pecuaria. En México, aunque aún no contamos con legislación al respecto, decenas de las principales empresas de la industria alimentaria, como Grupo Bimbo, Toks, CMR, Sush Itto, Alsea, Eurest, Accor Hotels y Liverpool, se han comprometido a una política de abasto de huevo libre de jaula mientras que, a la par, muchos productores de huevo están invirtiendo en sistemas sin jaulas para satisfacer esta creciente demanda y volverse más competitivos”, escribe Vivian Argüelles de Humane Society International.

Por Vivian Argüelles

Ciudad de México, 18 de noviembre (SinEmbargo).- En esta columna, me complace celebrar el progreso para los animales de granja. Este 6 de noviembre, durante las elecciones intermedias en Estados Unidos, los habitantes de California también votaron por un cambio histórico para mejorar los estándares de alojamiento para los animales de producción, al aprobar la Proposición 12, también conocida como la Ley de Prevención de la Crueldad hacia los Animales de Granja, la cual beneficiará a millones de gallinas ponedoras, cerdas reproductoras y terneros en aquel país. La medida, aprobada por el 60 por ciento de los votantes, no sólo prohíbe el confinamiento de gallinas de postura, cerdas reproductoras y terneros en jaulas en las que apenas pueden moverse, sino que va más allá y establece que los huevos, carne de cerdo y de ternero que se vendan en California, aunque sean producidos en otros estados, deberán cumplir con esta legislación para el 2022.

Humane Society of the United States, filial de Humane Society International en Estados Unidos, junto con otros grupos defensores de los animales, trabajaron arduamente para colectar las 600 mil firmas necesarias para incluir la iniciativa en las boletas de las elecciones intermedias de 2018 y alentar a los californianos a salir a votar.

Varios productores en California han reconocido que el futuro de la producción de huevo es “libre de jaula” y se han unido al movimiento con gran entusiasmo. Destaca Hickman’s Family Farms, una de las empresas productoras de huevo más grandes de Estados Unidos, que ha construido grandes instalaciones libres de jaula en el estado. Esta y otras importantes compañías apoyaron la iniciativa y reconocen que los buenos negocios y el buen trato hacia los animales van de la mano. También en Latinoamérica estamos viendo esta tendencia hacia producciones libres de jaula en productores avícolas líderes de Brasil, Chile y Argentina.

El bienestar animal se ha convertido en una parte fundamental de hacer negocios y los consumidores tenemos cada vez más injerencia en la forma en que los animales son criados en la industria pecuaria. En México, aunque aún no contamos con legislación al respecto, decenas de las principales empresas de la industria alimentaria, como Grupo Bimbo, Toks, CMR, Sush Itto, Alsea, Eurest, Accor Hotels y Liverpool, se han comprometido a una política de abasto de huevo libre de jaula mientras que, a la par, muchos productores de huevo están invirtiendo en sistemas sin jaulas para satisfacer esta creciente demanda y volverse más competitivos.

Con la victoria de California ha quedado claro que la mayoría de la gente se opone a la crueldad animal y que inmovilizar a los animales de granja como una estrategia de productividad es deplorable, existiendo alternativas viables en el mercado.

Esta victoria también sirve de ejemplo de lo que podría ser el futuro en materia legislativa para México y el resto de América Latina. Países alrededor del mundo ya han iniciado la conversación e instituciones gubernamentales están tomando nota de las demandas de los consumidores, al mismo tiempo que las empresas alimentarias adoptan sistemas de producción de mayor bienestar animal. Tu voz como consumidor está siendo escuchada y está influyendo positivamente en la toma de decisiones de las empresas, los productores y las regulaciones gubernamentales. Por todo esto, somos testigos de que la participación en estas iniciativas, y hacer escuchar nuestra voz, trae soluciones para un mundo mejor para todas las especies del planeta.

En Humane Society International seguiremos trabajando colaborativamente con productores y empresas de alimentos en México y otras partes del mundo en la adopción e implementación de políticas de mayor bienestar animal, mientras los consumidores continúan sumándose a este movimiento a favor de los animales de granja exigiendo mejores estándares a sus marcas favoritas.