Estados Unidos, Brasil e India tienen de lejos las cifras más altas del mundo, aunque en las últimas semanas se ha registrado un repunte en Europa, donde han fallecido más de 240 mil personas por el virus por ahora.

Londres, Inglaterra, 19 de octubre (AP).— El número de casos confirmados de coronavirus en todo el planeta superó este lunes los 40 millones.

El hito se alcanzó esta mañana, según la Universidad Johns Hopkins, que recopila datos oficiales de todo el mundo.

Es probable que la cifra real sea mucho mayor, ya que los controles diagnósticos se han hecho de forma irregular, muchas personas infectadas no han tenido síntomas y algunos gobiernos han ocultado el número real de casos.

Hasta la fecha se han reportado más de 1.1 millones de muertes confirmadas por el virus, aunque los expertos creen que esa cifra también está por debajo de la real.

Estados Unidos, Brasil e India tienen de lejos las cifras más altas del mundo, aunque en las últimas semanas se ha registrado un repunte en Europa, donde han fallecido más de 240 mil personas por el virus por ahora.

La Organización Mundial de la Salud dijo la semana pasada que Europa había registrado un récord semanal de casi 700 mil casos y señaló que en torno a un tercio de los casos de todo el mundo se habían reportado en la región. Gran Bretaña, Francia, Rusia y España suponen en torno a la mitad de los casos nuevos de la región.

La OMS describió como “absolutamente esenciales” las medidas tomadas en toda Europa, como los nuevos requisitos sobre mascarillas en Italia y Suiza, el cierre restaurantes y bares en Irlanda del Norte y Bélgica, el toque de queda nocturno en Francia y cuarentenas localizadas en zonas de Gran Bretaña, para evitar que los hospitales se vieran sobrepasados.

La agencia advirtió que varias ciudades europeas podrían ver pronto colapsadas sus unidades de cuidados intensivos y señalaron que gobiernos y ciudadanos deberían tomar todas las medidas necesarias para frenar los contagios, como reforzar los programas de pruebas diagnósticas y el rastreo de contactos, el empleo de mascarillas y seguir las medidas de distanciamiento social.