Los inconformes fueron contenidos por policía ministerial armada que es vestían de civil, por lo que lanzaron monedas y botellas de agua sin que llegara a impactar en alguno de los diputados.

Ciudad de México, 20 de noviembre (SinEmbargo).- Un grupo de burócratas interrumpió en más de tres ocasiones la sesión extraordinaria, en donde diputados discutían la iniciativa de la Ley estatal del Agua en el Congreso de Baja California.

Los hechos ocurrieron la mañana de este martes, cuando trabajadores de la ciudad de  Tijuana ingresaron a las instalaciones del recinto parlamentario para suspender la lectura de la nueva reglamentación de los organismos que regulan el servicio de agua potable.

De acuerdo con la información difundida por el medio local Lidero Norte, durante la sesión los inconformes gritaron insignias que exigían a los diputados desechar la iniciativa de Ley propuesta por el Gobernador del Estado, Francisco Vega de Lamadrid.

El presidente de la Cámara de Diputados, Raúl Castañeda Pomposo, se negó a los requerimientos y luego de recuperar momentáneamente el ordenen la sala, la lectura del dictamen continuó, lo que provocó que los manifestantes burlaran la seguridad del recinto, con la intención de llegar a los micrófonos de los curules de los diputados.

Los inconformes fueron contenidos por elementos de la policía ministerial armada que en ese momento vestían de civil, por lo que lanzaron monedas y botellas de agua sin que llegara a impactar en alguno de los diputados.

Sin embargo, personal de comunicación social y elementos de la policía resultaron lesionados, por lo cual la lectura se trasladó al segundo piso del edificio parlamentario para continuar con la misma en privado.

Representantes populares de los partidos Movimiento Ciudadano (MC), Revolución Democrática (PRD) y Acción Nacional (PAN) votaron a favor de la iniciativa de Ley que promueve un nuevo ordenamiento y reglamentación del servicio público.

Los manifestantes se oponen a esta iniciativa de ley debido a que promueve incrementos en las tarifas, además contempla la suspensión del servicio de agua a las personas morosas que no paguen el servicio por más de tres meses.