Wang Guangfa, director del Departamento de Medicina Pulmonar del Primer Hospital de la Universidad de Pekín, viajó junto a un grupo de expertos a la provincia de Wuhan, lugar en el que presuntamente se originó el coronavirus.

Ciudad de México, 21 de enero (SinEmbargo).- Uno de los médicos que participó en la investigación del brote de un nuevo coronavirus en China resultó infectado, sin embargo, no detalló la forma en la que pudo haberse contagiado.

Wang Guangfa, director del Departamento de Medicina Pulmonar del Primer Hospital de la Universidad de Pekín, viajó junto a un grupo de expertos a la provincia de Wuhan, lugar en el que presuntamente se originó el coronavirus.

El médico reveló a una cadena de televisión por cable haber sido diagnosticado con la enfermedad, de acuerdo con la agencia Reuters.

Detalló que ya está recibiendo tratamiento y que recibirá pronto una inyección, sin embargo, no dio explicaciones respecto a la forma en la que pudo haberse contagiado.

Desde que apareciese el primer caso a finales de diciembre, la información sobre el virus ha sido escasa, debido en parte a la falta de transparencia de las autoridades chinas, que en un principio declaró que el origen podría estar en un mercado de pescado y marisco de Wuhan -ciudad sin costa-, aunque no han trascendido más detalles como, por ejemplo, qué animal podría estar en el origen.

La OMS definirá mañana, tras una reunión de expertos, si debe declararse la emergencia internacional. Foto: EFE

Seis personas han muerto y 291 han contraído el virus en China, informó la Comisión Nacional de Salud el martes.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha señalado que “lo más probable es que una fuente animal sea la fuente primaria de este brote de nuevo coronavirus”. Mañana, tras una reunión de expertos, definirá si debe declararse la emergencia internacional por riesgo para la salud pública.

CHINA REFUERZA MEDIDAS ANTE BROTE

Se agotaron los cubrebocas y se impuso el control de la temperatura corporal en aeropuertos y estaciones ferroviarias el martes en China, en el intento de frenar el brote de un nuevo coronavirus que se ha extendido a otros cinco países y territorios.

Se teme que el brote pudiera extenderse durante el pico de viajes del Año Nuevo lunar.

Los temores se acrecentaron cuando el experto del Gobierno chino Zhong Nanshan confirmó el lunes por la noche que el virus se puede contagiar entre seres humanos.

Se teme que el brote pudiera extenderse durante el pico de viajes del Año Nuevo lunar. Foto: EFE

EL CORONAVIRUS LLEGA A AMÉRICA

Un paciente en el estado Washington ha sido diagnosticado con el virus de Wuhan o coronavirus en el que es el primer caso confirmado de este tipo de neumonía en Estados Unidos, que ya ha dejado seis muertos y cientos de enfermos en China.

La persona afectada fue hospitalizada la semana pasada y, según las autoridades, se encuentra “bastante enferma” tras haber viajado recientemente a la ciudad china de Wuhan, donde se ha originado el brote, según informaron medios locales.

La persona regresó de China antes de que las autoridades estadounidenses ordenaran monitorizar a los viajeros provenientes de Wuhan en los aeropuertos de Los Ángeles, San Francisco y el John F. Kennedy de Nueva York.

En estos controles, que también se han puesto en marcha en otros aeropuertos internacionales alrededor del mundo como Australia y otros países asiáticos, se le tomará la temperatura corporal a los pasajeros, ya que se trata de uno de los primeros síntomas del coronavirus.

– Con información de EFE y AP