El dato fue mejor del anticipado que esperaba 910 mil; la semana anterior se incrementaron hasta 926 mil.

Las peticiones para renovar los subsidios del desempleo han bajado a cinco millones 054 millones desde los 5.18 millones recogidas la semana anterior.

México, 21 de enero (Economía Hoy).- La cifra de paro semanal en Estados Unidos da una pequeña alegría este jueves. Las peticiones del subsidio por desempleo en el país, la mayor potencia del mundo, han caído a 900 mil en la última semana, según los datos difundidos por el Departamento de Trabajo estadounidense.

La cifra es algo más positiva de la anticipada por el consenso de mercado, que la situaba en 910 mil. La semana pasada, las solicitudes registraron un fuerte incremento desde las 926 mil (dato revisado desde las 965 mil que se anunciaron en primera lectura).

Asimismo, las peticiones para renovar los subsidios del paro han bajado a cinco millones 054 millones desde los 5.18 millones recogidas la semana anterior. También este dato es mejor al anticipado por los analistas, ya que estimaron que las renovaciones se incrementarían hasta 5.4 millones.

PLAN DE BIDEN PREOCUPA

El plan de estímulo que el Presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, esbozó el jueves, dotado con 1.9 billones de dólares, ha generado preocupación entre los inversores ante la posibilidad de que su financiación implique una subida de impuestos. El plan contempla aumentar las ayudas directas a las familias y las prestaciones por desempleo, subir el salario mínimo y destinar recursos adicionales para luchar contra la epidemia de coronavirus.

El Partido Demócrata se ha asegurado el control de las dos cámaras del Congreso -el Senado y la Cámara de Representantes-, pero en algunos puntos del plan son necesarias mayorías reforzadas.

El plan de estímulo incluye 465 mil millones de dólares para aumentar las ayudas directas a las familias -que llegarán a dos mil dólares- y 350 mil millones de dólares para elevar en 400 dólares por semana las prestaciones por desempleo, según datos recogidos por el Comité por un Presupuesto Federal Responsable.

Biden destinará 350 mil millones de dólares a prestar ayudas de emergencia a los gobiernos estatales y locales; y 170 mil millones de dólares a reabrir escuelas y universidades. Además, se dedicarán 160 mil millones de dólares a combatir la epidemia de coronavirus, lo que incluye un programa de vacunación; y 120 mil millones de dólares a ampliar los beneficios fiscales por hijos.

-Con información de EFE

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE ECONOMÍA HOY. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.