Decenas de comerciantes decidieron solidarizarse y esperar un par de semanas más para regresar a las calles con el fin seguir controlando el coronavirus.

Ciudad de México, 21 de junio (SinEmbargo).- Comerciantes ambulantes del Centro Histórico acordaron postergar su regreso a las calles de la capital, luego de permanecer en sus hogares durante las últimas semanas como parte de la Jornada de la Sana Distancia para prevenir la COVID-19.

Medios nacionales informaron que los comerciantes aceptaron reiniciar sus operaciones el próximo 28 de junio; de acuerdo con una de las dirigentes, los vendedores ambulantes se han visto duramente afectados ya que no cuentan con ingresos fijos que les permitan continuar en confinamiento.

A pesar de ello decenas de comerciantes decidieron solidarizarse y esperar un par de semanas más para regresar a las calles con el fin de continuar controlando el coronavirus.

También se comprometieron a respetar las medidas sanitarias correspondientes como el uso de cubrebocas, caretas y el constante lavado de manos.

Sin embargo, los dirigentes hicieron hincapié en la falta de apoyos por falta del Gobierno Federal y local. Por ese motivo realizaron la entrega de despensas entre sus agremiados que corrieron a cargo del presidente del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en la capital, Israel Betanzos y Néstor Nuñez López, representante de la Alcaldía Cuauhtémoc.

BOTARGUEROS PROTESTAN EN LA CDMX

El pasado 11 de junio comerciantes y botargueros se reunieron en el Zócalo de la Ciudad de México para exigir apoyos al Gobierno capitalino debido a que no cuentan con los recursos económicos para enfrentar la crisis por coronavirus.

Los comerciantes bloquearon Eje Central y Avenida Juárez, también para exigir apoyos económicos por parte del Gobierno. Ambos exigieron la reapertura de sus centros de trabajo, cerrados desde la fase 2 de contagios por el virus.

Los inconformes declaran que los préstamos ofrecidos por el Gobierno son insuficientes para su solvencia.