La Cámara Baja avaló el dictamen con 279 votos a favor y 123 en contra. Para el ejercicio fiscal de 2021 los Diputados aprobaron un presupuesto de 6 billones 262 mil 736 millones de pesos, 33 mil millones menos que el proyecto presentado por el Presidente Andrés Manuel López Obrador.

De aprobarse en el Senado, el proyecto permite que el Gobierno federal pueda contraer deuda interna por hasta 700 mil millones de pesos y al exterior por hasta 5 mil 200 millones de dólares.

Ciudad de México, 21 de octubre (SinEmbargo).- La Cámara de Diputados aprobó en lo general el dictamen que expide la Ley de Ingresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal de 2021. El proyecto fue turnado a la Mesa Directiva por la Comisión de Hacienda y Crédito Público.

El pleno de la Cámara Baja avaló el dictamen con 279 votos a favor, 123 en contra y ninguna abstención, que avaló ingresos por 6 billones 262 mil 736 millones de pesos para 2021.

Los cambios a la Ley de Ingresos significaron una reducción de 33 mil millones de pesos de la presentada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Los Diputados determinaron eliminar el artículo décimo tercero transitorio que previó la concentración de 33 mil millones de pesos del Fondo de Salud para el Bienestar en la Tesorería de la Federación por contravenir la Ley General de Salud.

En adelante, de aprobarse en el Senado tal como fue enviado, el proyecto permite que el Gobierno federal pueda contraer deuda interna por hasta 700 mil millones de pesos y al exterior por hasta 5 mil 200 millones de dólares.

La presidenta Diputada de la Cámara baja, Dulce María Sauri Riancho, además anunció que quedaban aprobados en lo general y en lo particular los artículos reservados de la Ley del Impuesto sobre la Renta, de la Ley del Impuesto al Valor Agregado y del Código Fiscal de la Federación. “Pasa al Senado de la República para sus efectos constitucionales”.

MISCELÁNEA FISCAL

La noche del martes, apenas en tiempo, el pleno del Congreso aprobó en lo general la Miscelánea Fiscal, con lo cual adiciona y deroga disposiciones de las leyes del ISR y del IVA, así como del Código Fiscal de la Federación.

El dictamen fue aprobado por 291 votos a favor de los diputados de Morena, el Partido del Trabajo (PT), Encuentro Social (PES) y Verde Ecologista (PVEM); mientras 142 diputados de Acción Nacional (PAN), del Revolucionario Institucional (PRI), de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC) votaron en contra.

Sin embargo, los legisladores presentaron 157 reservas. Previo a la votación del dictamen, las bancadas de los partidos de oposición y de Morena intercambiaron acusaciones.

El Diputado Rigoberto Mares del PAN criticó que la iniciativa añade más impuestos, sobre todo a las plataformas digitales, y aseveró que los mexicanos pagarán más por los servicios. Tras ello, el Diputado Marco Antonio Andrade, de Morena, calificó como cinismo el planteamiento del PAN, y los llamó hipócritas.

Por su parte, Enrique Ochoa Reza, del PRI, lamentó que la propuesta incluya el aumento en servicios y usos de bienes de la nación. Legisladores de Morena también aseguraron que el dictamen busca generar una política recaudatoria que no genere una mayor carga tributaria, pero que aumente la capacidad recaudatoria de la federación.