México

El rescate del bebé Mario Sepúlveda, secuestrado en Puebla, costó 150 mil pesos; captores pedían el doble

22/08/2016 - 8:41 am

Originalmente sus captores exigieron 300 mil pesos el día miércoles 10 de agosto, primer día en que se comunicaron al número telefónico de Gabriela Moreno, tía del bebé. Tras negociaciones con la Fiscalía General del Estado (FGE) aceptaron entregar al bebé por 150 mil pesos.

Por Edmundo Velázquez

Puebla, Puebla, 22 de agosto (SinEmbargo/Periódico Central).- Los captores del bebé Mario Sepúlveda exigieron 300 mil pesos como rescate la primera vez que se comunicaron con la familia. Sin embargo únicamente se ofrecieron 150 mil pesos que fueron aceptados por los secuestradores para dejar libre al bebé.

De acuerdo a datos de la Fiscalía General del Estado (FGE), los captores admitieron el monto gracias a la negociación que tuvieron con miembros de la Fiscalía de Secuestro y Delitos de Alto Impacto (FISDAI).

El lunes 8 de agosto el bebé de 9 meses de edad fue robado por dos asaltantes que llegaron a la empresa arrendadora de maquinaria SEGO ubicada en el kilómetro 134 de la autopista Puebla-Orizaba a la altura de Chachapa, ya en el municipio de Amozoc.

Alrededor de las doce y media de la tarde dos sujetos entraron al negocio y preguntaron por una de las maquinarias que tienen a la renta. Griscel Moreno Campos, empleada y esposa de uno de los copropietarios del lugar los atendió, sin embargo, los sujetos sacaron las armas y exigieron el dinero de la caja.

La empleada tenía a su bebé cerca del mostrador en su carriola. Pero, al ser amagada con su compañero en uno de los cubículos no pudo impedir que se lo llevaran. Al soltarse salió de la oficina y notó que su hijo no estaba. Los sujetos se habían escapado.

Ese mismo día, alrededor de las dos de la tarde fue activada la alerta Amber para buscar al menor. A través de mensajes en redes sociales y Whatsapp, los familiares del pequeño Mario Sepúlveda dieron a conocer la fotografía.

SUFRIERON EXTORSIÓN

En la imagen, los padres del bebé Mario Sepúlveda Moreno. Foto: Especial.
En la imagen, los padres del bebé Mario Sepúlveda Moreno. Foto: Especial.

De acuerdo a detalles de la investigación, las primeras llamadas recibidas al número de la tía del niño de 9 meses, Gabriela Moreno, fueron de terceros que no tenían que ver con el secuestro y que intentaron extorsionarlos.

Las primeras llamadas fueron descartadas por la Fiscalía al notarse que se trataban de vivales que usaron los números de contacto para sacar ventaja de la desaparición del bebé. El Procurador Víctor Carrancá pidió que desde ese día la FISDAI conociera del caso.

Fue hasta el miércoles 10 de agosto que los verdaderos captores se comunicaron al número de Gabriela Moreno, hermana de Griscel. En la primera llamada se solicitó la suma de 300 mil pesos que inmediatamente comenzó a juntarse.

UN VIDEO COMO PRUEBA

Los retratos hablados de los dos hombres que se llevaron al bebé Mario Sepúlveda el lunes pasado en Amozoc. Foto: Especial.
Los retratos hablados de los dos hombres que se llevaron al bebé Mario Sepúlveda el lunes pasado en Amozoc. Foto: Especial.

El viernes 12 de agosto se dieron a conocer los retratos hablados de los presuntos secuestradores. La descripción de uno de los sujetos corresponde al de un hombre de 40 años de edad aproximadamente que usaba un chaleco verde, nivel socioeconómico medio bajo, 1.60 metros de estatura, delgado, moreno y como señas particulares presentaba dientes grandes, así como piel maltratada con arrugas en las mejillas y acné.

El segundo sujeto es un hombre de 40 años de edad aproximadamente que portaba un chaleco naranja, y tiene 1.60 metros de estatura, robusto, apiñonado, nariz mediana, boca mediana, mentón redondo. Ambos tipos usaban gorras y gafas oscuras.

En días subsecuentes los captores del bebé enviaron al número de Gabriela un video tomado al bebé Mario para confirmar que en efecto ellos lo tenían en sus manos. Los sujetos insistieron en que necesitaban 300 mil pesos para liberarlo.

Los captores admitieron el día viernes entregar al bebé en los límites de Puebla y Tlaxcala por una suma final de 150 mil pesos que con esfuerzo lograron completar los familiares del bebé Mario Sepúlveda.

DOCE DÍAS DESPUÉS

La imagen compartida en Facebook por la FGE iba acompañada del siguiente mensaje: "Ante investigación, Mario Sepúlveda fue localizado ileso" (sic). Foto: Especial.
La imagen compartida en Facebook por la FGE iba acompañada del siguiente mensaje: “Ante investigación, Mario Sepúlveda fue localizado ileso” (sic). Foto: Especial.

Tras 12 días sin tener alguna información de su paradero, el bebé Mario Sepúlveda Moreno fue dejado en una zona baldía de los límites durante la noche del viernes, de donde fue rescatado por miembros de la FGE.

El Gobernador Rafael Moreno Valle anunció la madrugada del sábado a través de su cuenta de Twitter que el menor de edad fue localizado sin daño alguno. El Fiscal Víctor Carrancá también lo confirmó por redes sociales. El sábado por la mañana en rueda de prensa, Fernando Rosales, titular de la FISDAI dio a conocer que el bebé había sido entregado por sus secuestradores tras la negociación y pago de un rescate aunque no dio a conocer el monto ni la situación de los presuntos responsables por cuidar el sigilo de las pesquisas.

Mario Sepúlveda y Griscel Moreno, padres del bebé aparecieron brevemente ante los medios de comunicación para agradecer a la ciudadanía por el interés y su ayuda para encontrar a su hijo.

REPRODUCIDO EN SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DEL AUTOR Y DE PERIÓDICO CENTRAL DE PUEBLA

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas