De acuerdo con el funcionario estatal, la mayoría de las personas enfermas presentaron cuadros no graves; ocho son graves o hemorrágicos; 12 defunciones relacionadas con dengue se encuentran en estudio; y cuatro decesos ya quedaron descartados.

Ciudad de México, 22 de noviembre (Pulso/PlumasLibres).- Hasta ayer jueves, San Luis Potosí reporta mil 437 casos de dengue, informó Miguel Ángel Lutzow Steiner, titular de la Dirección de Salud Pública de la Secretaría de Salud de Gobierno del Estado (Ssa).

El reporte de la semana pasado, registró un total de mil 389 contagios, según la Dirección General de Epidemiología (DGE) de Ssa federal. Es decir, para esta semana hubo un aumento de 48 confirmaciones.

De acuerdo con el funcionario estatal, la mayoría de las personas enfermas presentaron cuadros no graves; ocho son graves o hemorrágicos; 12 defunciones relacionadas con dengue se encuentran en estudio; y cuatro decesos ya quedaron descartados.

“A veces un paciente puede tener una enfermedad grave como diabetes, tener un choque diabético y fallecer por diabetes, y haber tenido dengue en las semanas previas. Entonces la causa no es el dengue, sino el problema de la glucosa”, argumentó.

Asimismo, indicó que en la capital potosina se confirmaron 212 personas afectadas y en Soledad 68 contagios.

Enfatizó que el mosquito trasmisor de la enfermedad evolucionó para estar en regiones donde antes no existía, por ejemplo, ahora soporta altitudes de hasta mil 800 metros, incluso durante la época de bajas temperaturas.

VERACRUZ, LA ENTIDAD CON MÁS CASOS DE DENGUE

Con 7 mil 617 casos de pacientes con dengue, Veracruz es el primer estado con la mayor cifra, según datos del Sector Salud del Gobierno Federal, con corte hasta el 31 de octubre de 2019.

En tanto que el Director de Salud Pública de la Secretaría de Salud, en el estado de Veracruz, Salvador Beristáin Hernández, dio a conocer que no hubo retraso en la atención en contra del dengue.

Aunque también consideraron que jamás creyó que el mosquito se elevara tantos metros sobre el nivel del mar.

Desde su perspectiva, no hubo tardanza en la atención, “más bien fue una sorpresa porque no contemplaron que el mosco transmisor subiera tantos metros sobre el nivel del mar y difuminara el virus en una ciudad donde nunca se había presentado un brote”.

-Con Información de Francisco de Luna y Rubén Pacheco.