En una conversación con VANGUARDIA, Ana Lucía Salazar, quien denunció en mayo del año pasado que Martínez abusó de ella cuando era una niña en el Instituto Cumbres de Cancún, sostuvo que Martínez ha negado otros abusos de los que ha sido señalado.

La Congregación dio a conocer la semana pasada que Fernando Martínez pidió dejar el sacerdocio, luego de que esta investigación determinara que abusó de al menos seis niñas. Aunque se le restringió su vida religiosa, no se le procesó legalmente, ya que los delitos estarían prescritos.

Por Javier Rodríguez

Saltillo, Coahuila, 23 de enero (Vanguardia).– Fernando Martínez, fundador del Colegio Cumbres de Saltillo y ex sacerdote que es investigado por el Vaticano ante acusaciones de pederastia, fue denunciado por un presunto abuso cometido en Saltillo, según consta en documentos de los Legionarios de Cristo.

En el escrito titulado “Informe de los Legionarios de Cristo sobre las conclusiones de la investigación sobre las acusaciones presentadas contra el P. Fernando Martínez Suárez, L.C”, se señala que en 2008 hubo una acusación de un posible abuso cometido en la ciudad.

“Alrededor del 2008, un sacerdote se enteró de un comportamiento inadecuado o un posible abuso ocurrido en Saltillo entre 1974 y 1976″.

En esta imagen del 14 de enero de 2020, Rogelio Cabrera, presidente de la conferencia episcopal mexicana, se lleva la mano a la cabeza tras hablar en una conferencia de prensa en Ciudad de México. Foto: Marco Ugarte, AP

“El P. Martínez fue confrontado con esta acusación en 2019 y niega que haya cometido algún abuso durante este periodo. Las investigaciones por el particular hasta ahora no han podido aportar más información”, se señala en la página 2 de este documento.

En una conversación con VANGUARDIA, Ana Lucía Salazar, quien denunció en mayo del año pasado que Martínez abusó de ella cuando era una niña en el Instituto Cumbres de Cancún, sostuvo que Martínez ha negado otros abusos de los que ha sido señalado.

“(Marcial) Maciel violó a Fernando Martínez. Ya le pidieron perdón por la violación. Son una cadena de pederastas. Buscan ambientes como los colegios. Ahí violaban, Fernando Martínez es de la generación de los denunciantes”, relató Ana Lucía en entrevista con la cadena televisiva La Octava.

Martínez estuvo en dos etapas en Saltillo. La primera de 1969 a 1971, en donde fue “superior de comunidad y director del Colegio Cumbres de esa ciudad”.

Posteriormente, regresó a la Ciudad de México de 1971 a 1974, para una segunda etapa en esta ciudad, luego de haber estado hasta 1969 cuando fue acusado de abusar de un niño en el Instituto Cumbres de Lomas, señalamiento que Martínez también negó, según dice en el documento.

En esta imagen de archivo del 25 de agosto de 2011, el ya fallecido cardenal Velasio De Paolis, delegado del Papa para la Legión de Cristo, habla durante una entrevista con The Associated Press en Ciudad del Vaticano. Foto: Domenico Stinellis, Archivo, AP

En 2008, cuando se denunció el presunto abuso cometido entre 1974 y 1976 en Saltillo, el director del Colegio Cumbres de Saltillo era Alejandro Santacruz Perales, actual director del mismo colegio en la ciudad de Toluca, en donde no se le pudo contactar.

La Congregación dio a conocer la semana pasada que Martínez pidió dejar el sacerdocio, luego de que esta investigación determinara que abusó de al menos seis niñas. Aunque se le restringió su vida religiosa, no se le procesó legalmente, ya que los delitos estarían prescritos.

Además, los Legionarios informaron este lunes que serán investigados por el Vaticano por la negligencia y el encubrimiento de los abusos sexuales contra menores.

ABUSOS EN EL INSTITUTO CUMBRES DE CANCÚN

El personal administrativo del Instituto Cumbres de Cancún sabía que Fernando Martínez, integrante de los Legionarios de Cristo, abusaba de niñas, pero guardaba silencio, reveló Biana López-Antúnez, una de las víctimas del cura pederasta.

“Todos los administrativos veían que niñas entraban a la dirección, veían que salían llorando, y callaron”, dijo en “Los Periodistas”, programa conducido por Alejandro Páez Varela y Álvaro Delgado Gómez.

“Ya había denuncias por abuso sexual y lo movían. Lo ponían con niñas. Era el director de la escuela y el sacerdote. Abusaba de nosotras en la dirección y en la capilla”, relató.

El pasado 2 de mayo, Ana Lucía Salazar se sumó al #MeToo tras emitir una denuncia pública en la que afirmó que fue víctima de abuso sexual por parte del Padre Fernando Martínez. Los abusos se dieron cuando la víctima tenía 8 años, mientras estaba inscrita en el Instituto Cumbres. Además, en su denuncia, Salazar aseguró que las autoridades escolares decidieron “callar”, al igual que los padres de otras víctimas menores de edad.

En esta imagen del 25 de febrero de 2014, el nuevo director general de la Legión de Cristo, el reverendo Eduardo Robles Gil, a la derecha, reza durante una misa celebrada por el cardenal Velasio De Paolis en la sede de la orden, el Ateneo Pontificio Regina Apostolorum, en Roma. Foto: Riccardo De Luca, Archivo, AP

“Cuando Ana Lucía hace su denuncia, me habla otra víctima. Me di cuenta que eran más. Fernando Martínez me obligaba a ver cómo abusaba a otras niñas. Fue un shock. Terminamos haciendo una conferencia telefónica varias víctimas. Empezamos a hablarlo. Lo teníamos reprimido. Es algo que nos ha afectado tanto, que todas empezamos a hablar al instante”, contó.

López-Antúnez escribió un claro documento incriminador contra el sacerdote Fernando Martínez que no había sido divulgado hasta ahora, cuando la orden vuelve a encontrarse en el centro de un escándalo sobre abusos y encubrimiento.

“Yo no recordaba haber escrito esa carta. Eso pasa cuando sufres abusos. Fueron abusos continuos”, dijo en “Los Periodistas”.

“Es una cosa muy confusa. Está fuera de todos los referentes que tienes a los ocho años. No sabes lo que está pasando. Es el sacerdote, es el que nos da las misas, es el director. No puedes… Yo me tardé tiempo para hacer click y armar el rompecabezas. No recuerdo cuando escribí la carta, pero recuerdo un abuso en particular”, relató.

“Fernando Martínez tenía denuncias desde el 69. Lo sabían y nos ponía en nuestra escuela. Es una serie de abusos de poder”, denunció.

En diciembre de 2019, los Legionarios de Cristo reconocieron que 175 menores de edad han sido víctimas de abuso sexual, incluidos al menos 60 por el padre Marcial Maciel, en la congregación desde su fundación en 1941.

En esta imagen del 14 de enero de 2020, Ana Lucía Salazar muestra una de las misivas que le envió su agresor pidiendo perdón, durante una entrevista en Ciudad de México. Foto: Marco Ugarte, AP

En el informe se señala a 33 sacerdotes como responsables de los casos de pederastia contra estos niños, en su mayoría de entre 11 y 16 años de edad.

También resalta que el número de víctimas “incluye los al menos 60 menores de edad de los que abusó Maciel” (1920-2008), fundador de los Legionarios y quien fue señalado en 2010 por el Vaticano por sus comportamientos “gravísimos y objetivamente inmorales”.

Previamente, en el 2006, la Santa Sede ordenó el retiro Maciel del ministerio sacerdotal.

Si se excluye de la lista a Maciel, dos sacerdotes incurrieron en abuso por vía virtual, 4 abusaron de su víctima una sola vez, 9 lo hicieron repetidamente de una víctima única, 11 abusaron de entre 2 y 5 víctimas; 5 de ellos de entre 6 y 10 víctimas y uno que ya fue removido, tiene 13 víctimas conocidas.

-Con información de SinEmbargo, EFE y AP

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE VANGUARDIA. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.