La multinacional ACS Industrial, que ejecuta en varios países programas de generación de energía convencional y renovable, de transmisión eléctrica y de petróleo y gas, producirá en los próximos dos años cerca de 40 mil barriles de crudo diarios.

El presidente de ACS, Florentino Pérez. Foto: EFE/Archivo

Madrid, 23 de julio (EFE).- El grupo español ACS se adjudicó, a través de su filial Cobra, la explotación de tres campos de gas natural en México, en los que invertirá 430 millones de euros (unos 500 millones de dólares), según explicó hoy la compañía en un comunicado.

ACS espera producir en estos bloques, situados en la Cuenca de Burgos, más de 350 mil millones de pies cúbicos y un millón de barriles de condensados, cuyo valor de venta superará los 860 millones de euros (alrededor de un millones de dólares).

La adjudicación se produjo en la última subasta de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), perteneciente a la Secretaría de Energía del Gobierno de México.

Estos nuevos campos se añaden a otros tres que actualmente Iberoamericana de Hidrocarburos (IHSA) -compañía mexicana de la que Cobra es socio- está explotando para Pemex en México y a los otros tres que ganó en Colombia a finales de 2016.

De esta manera, la producción de crudo equivalente de ACS Industrial ascenderá en los próximos dos años a 40 mil barriles diarios.

La multinacional ACS Industrial ejecuta en varios países programas de generación de energía convencional y renovable, de transmisión eléctrica y de petróleo y gas, así como proyectos industriales y de construcción de plantas de producción para grandes empresas de automoción.