Chihuahua regresó este viernes al Semáforo Rojo del sistema epidemiológico con medidas como el uso obligatorio de cubrebocas, la prohibición de viajar más de dos personas en un vehículo y arrestos para quienes organicen fiestas.

 Ciudad de México, 23 de octubre (SinEmbargo).– Javier Corral, Gobernador de Chihuahua, anunció sanciones y arrestos para las personas que organicen fiestas ya que los contagios de COVID-19 van en aumento y la entidad regresará al Semáforo Rojo epidemiológico.

“Se sancionará con multa y arresto a quienes organicen fiestas familiares o reuniones privadas, que ha sido una de las principales fuentes del incremento de contagios en el estado de Chihuahua”, anunció el mandatario panista desde ayer.

Además de las sanciones y arrestos a organizadores de fiestas, también se multará a quienes no usen cubrebocas y conduzcan vehículos con más de dos pasajeros.

La entidad mantendrá la prohibición de vender alcohol los fines de semana y todas las actividades deberán cancelarse de las 10 de la noche a las 6 de la mañana.

Jose Luis Alomía,  director general de Epidemiología, alertó ayer que sobre Chihuahua ya tienen “características de un rebrote por el aumento de casos registrados”, además de la entidad están en alerta Aguascalientes, Durango, Nuevo León, Querétaro y Zacatecas.

Sobre Chihuahua dijo que “sí tiene un incremento importante, un ascenso rápido en la velocidad de transmisión que se ha dado prácticamente en las últimas dos semanas. El pico de la semana 41 supera por mucho, casi cuatro veces a los que se había observado en semanas previas”.

Por su parte, el Subsecretario de Salud de México Hugo López-Gatell felicitó la rápida decisión del Gobernador de Chihuahua de cambiar a Semáforo Rojo inmediatamente. “Nos parece muy prudente”, expresó.

“Que bueno, apreciamos el cuidado que tiene el Gobierno de Chihuahua. Felicitamos al Gobernador Javier Corral por ese compromiso tan responsable con la salud de los y las chihuahuenses. Felicitamos también a su equipo de salud”, agregó.