Horas antes, el mismo proyecto ha sido aprobado por unanimidad por la Cámara de Senadores. De este modo, ambas Cámaras de la Asamblea Legislativa Plurinacional han dado luz verde a este proyecto, que anula los resultados de las elecciones generales del 20 de octubre, que ganó el dimitido presidente Evo Morales.

LaPaz/Ciudad de México, 23 de noviembre (RT/EFE).-  La Cámara de Diputados —Cámara Baja de la Asamblea Legislativa Plurinacional de Bolivia— en el marco de su 208ª Sesión Ordinaria, que se celebró este 23 de noviembre, ha aprobado por unanimidad el Proyecto de Ley de Régimen Excepcional y Transitorio para la realización de Elecciones Generales.

Horas antes, el mismo proyecto ha sido aprobado por unanimidad por la Cámara de Senadores. De este modo, ambas Cámaras de la Asamblea Legislativa Plurinacional han dado luz verde a este proyecto, que anula los resultados de las elecciones generales del 20 de octubre, que ganó el dimitido Presidente Evo Morales.

Durante la sesión de este sábado, los senadores han llamado a nuevos comicios para una fecha que será determinada por el nuevo Tribunal Supremo Electoral.

Además, han cesado de forma excepcional los mandatos de los vocales titulares y suplentes del Tribunal Supremo Electoral y de los tribunales electorales departamentales. Los nuevos vocales serán elegidos por la Asamblea en un plazo comprendido en 20 días de calendario tras la aprobación del reglamento de selección.

De acuerdo con el proyecto de ley, los nuevos vocales tendrán que asumir sus cargos a la fecha posterior del día de su elección por la Asamblea y al pasar dos días de prestar juramento, tendrán que emitir la convocatoria para los nuevos comicios generales para el año 2020.

De acuerdo con la norma aprobada, en las próximas elecciones generales tienen derecho a participar todos los movimientos políticos de nivel nacional “con registro vigente a la promulgación de la presente Ley”.

En lo que se refiere a los candidatos, el proyecto de ley prevé que “las y los ciudadanos que hubieran sido reelectos de forma continua, a un cargo electivo, durante los dos periodos constitucionales anteriores, no podrán postularse como candidatos al mismo cargo electivo”, lo que supone que el dimitido presidente, Evo Morales, y el vicepresidente, Álvaro García Linera, no podrán postularse en estos comicios.

 El proyecto de ley ahora será remitido a la autoproclamada presidenta, Jeanine Áñez, que tendrá que sancionar el documento para hacer el llamado efectivo a elecciones.

LOS AVANCES EN LA LEY ELECTORAL

El texto salió del Senado con la unanimidad entre el Movimiento al Socialismo (MAS) y la oposición integrada por Unidad Demócrata, la formación por la que era senadora Áñez antes de asumir el poder, y el Partido Demócrata Cristiano.

El MAS, con mayoría de dos tercios en la Asamblea Legislativa, y la oposición se han conjurado para que la ley contente a todos con tal de iniciar cuanto antes el proceso hacia unos nuevos comicios.

Este espíritu se mantenía cuando en la noche la Cámara de Diputados aprobaba “en grande” el proyecto de ley, para pasar a debatirlo en detalle, artículo por artículo, que es donde puede surgir algún obstáculo.

El principal escollo podría aparecer en cuanto a las candidaturas que se podrán presentar, pues paradójicamente el Parlamento boliviano aún no ha cerrado el formulismo de pronunciarse sobre al carta de renuncia presentada por Morales, asilado en México.

Aunque todos dan por hecho que no volverá a presentarse y así lo ha dicho el que fuera su vicepresidente, Álvaro García Linera, que le acompaña en México, la oposición quiere dejar bien claro que nadie vuelva a intentar seguir en el poder por encima del límite constitucional de dos mandatos seguidos.

Evo Morales fue elegido para un cuarto periodo seguido en los comicios del pasado 20 de octubre, cuyo primer punto en esta ley en trámite es anularlos.

-Con información de Luis Ángel Reglero vía EFE