Economía
ganado-pecuarios-borregos

Inflación de la primera quincena de febrero es la más alta desde octubre y se ubica en 3.84%: Inegi

24/02/2021 - 8:19 am

Los precios de los alimentos aumentaron 0.20 por ciento y el de las mercancías no alimenticias 0.40; los precios de las frutas y verduras subieron 2.40 por ciento y los de los energéticos 1.28 por ciento, después de un fuerte incremento en enero.

La inflación de los energéticos se situó en 6.22 por ciento interanual, la mayor cifra desde la primera quincena de mayo de 2019.

Ciudad de México, 24 de julio (SinEmbargo).- La inflación de la primera quincena de febrero fue de 3.84 por ciento, 0.23 por ciento por arriba del dato del cierre de enero. El dato significó la tasa más elevada desde la segunda quincena de octubre del 2020 y la variación quincenal es la mayor incremento para un periodo igual desde el 2017.

El Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) reportado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) se mantuvo apenas dentro del rango del Banco de México, que es de 3 por ciento +/-.

En el mismo periodo del año pasado las variaciones fueron de 0.12 por ciento quincenal y de 3.52 por ciento anual.

El índice de precios subyacente creció un 0.22 por ciento quincenal y dejó la tasa anual en 3.84 puntos. Dentro del subgrupo de las mercancías tuvo un incremento de 0.30 y el de los servicios un 0.13 por ciento mensual.

El INPC no subyacente aumentó 0.26 por ciento, con una variación anual de 3.85 por ciento. Al interior del índice de precios no subyacentes, los agropecuarios bajaron un (-)0.69 por ciento mensual y los de los energéticos y tarifas autorizadas por el Gobierno un 0.94 por ciento.

“El INPC tuvo una variación quincenal de 0.23 por ciento, como resultado de los índices en la primera quincena de febrero de 2021 de 110.736 y de 110.484 en la quincena inmediata anterior”, puntualizó el documento del Inegi.

El reflejo del incremento quincenal en el componente subyacente significó que los precios de los alimentos aumentara 0.20 por ciento y el de las mercancías no alimenticias 0.40: las no alimenticias se vieron impulsadas por el fin de las rebajas de la temporada de invierno y  el de los servicios mostró que los precios se mantienen estables, con 0.13 por ciento de cambio, ante el reforzamiento de las restricciones sanitarias en el país.

El retroceso quincenal de la inflación no subyacente impactó los precios de las frutas y verduras con un alza de 2.40 por ciento, lo que contribuyó a contener el impacto de los precios de los energéticos, que ascendió a 1.28 por ciento, después de un fuerte incremento en enero.

“Para febrero, se espera que la inflación se ubique cerca de 3.90 por ciento, presionada por el alza en los precios internacionales de referencia del gas LP durante la segunda mitad del mes, como consecuencia de las fuertes heladas que golpearon al estado de Texas, principal proveedor de gas del país”, estimó Gabriela Siller, analista de Banco Base.

La inflación de los energéticos se situó en 6.22 por ciento interanual, la mayor cifra desde la primera quincena de mayo de 2019. Los precios de los energéticos aumentaron por la subida de precios del gas LP, de 1.09 por ciento, apenas reflejando el efecto de la tormenta invernal que azotó el sur de Estados Unidos y norte de México. El precio de la gasolina de bajo y alto octanaje incrementó quincenalmente 1.96 y 1.87 por ciento, respectivamente, pese a que la Secretaría de Hacienda reanudó el 6 de febrero el subsidio al IEPS en la gasolina de bajo octanaje.

“Se espera que sea en abril cuando la inflación alcance el pico del año debido a un efecto aritmético. En cuanto a la política monetaria, el último comunicado del 11 de febrero mostró una postura más flexible luego de que se recortara la tasa de interés 25 puntos base por unanimidad. Sin embargo, las recientes presiones inflacionarias relacionadas con la dinámica que se observa en el mercado de materias primas, particularmente en el precio de los energéticos, podría ocasionar que algunos miembros de la junta de gobierno muestren mayor cautela en las próximas reuniones. Se mantiene la expectativa de dos recortes adicionales de 25 puntos base a la tasa de interés, finalizando el 2021 en 3.50 por ciento”, estimó.

El Instituto especificó que, como parte de las medidas extraordinarias adoptadas ante el estado de emergencia sanitaria por el coronavirus, a partir de abril, y hasta que termine la emergencia sanitaria, para obtener el INPC se emplearán medios electrónicos como internet, correo electrónico, teléfono y otras tecnologías.

 

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas