México

Sicarios quemaron vivos a madre y dos hijos en Empalme. Murió un niño, luego un cuñado; ahora ella

24/09/2019 - 8:10 am

Fue el pasado martes 10 de septiembre cuando un comando ingresó al domicilio ubicado en la colonia Libertad, sustrajo a un hombre, identificado como José de Jesús, e incendió la casa. Al interior de la vivienda se encontraba una mujer junto a sus dos hijos.

Ciudad de México, 24 de septiembre (SinEmbargo).- El ataque de supuestos sicarios a una vivienda de Empalme, Sonora, sumó su tercera víctima, luego que se diera a conocer el fallecimiento de una mujer de 31 años.

De acuerdo con la Fiscalía General de Justicia del Estado de Sonora (FGJE), Perla Verónica Viera Arreola murió en el Hospital General de la Zona 14 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) debido a las quemaduras que presentaba en su cuerpo.

La dependencia estatal detalló que la mujer falleció el pasado lunes 23 de septiembre a las 08:56 horas en el citado hospital sonorense.

Fue el pasado martes 10 de septiembre cuando un comando ingresó al domicilio ubicado en la colonia Libertad, sustrajo a un hombre, identificado como José de Jesús, e incendió la casa.

Al interior de la vivienda se encontraba Viera Arreola y dos de sus hijos. Según la información oficial, el cuñado de la mujer, identificado como Christian Abel Luna Franco, ingresó al domicilio para rescatarla junto a sus dos hijos.

Tras el hecho ocurrido en Boulevard 16 de Septiembre y Calle 20, los lesionados fueron trasladados a hospitales cercanos.

Sin embargo, Dayron Jesús, un menor de 8 años de edad, murió al presentar quemaduras de segundo y tercer grado.

A la muerte del infante se sumó la de Christian Abel, quien perdió la vida el pasado 20 de septiembre al sucumbir a las quemaduras en el 59 por ciento de su cuerpo.

Hoy, Perla Verónica se suma a las víctimas mortales; mientras su otra hija, identificada como Keyli Crista de 2 años, se encuentra delicada pero estable en un hospital de Sacramento, California.

Del padre, a quien se le apoda “El Pelón”, se desconoce el paradero.

Aparentemente el ataque se debió a un supuesto ajuste de cuentas perpetrado por el Cártel de “Los Salazar”, brazo armado del Cártel de Sinaloa.

AMLO SE PRONUNCIA

Sobre el hecho, el Presidente Andrés Manuel López Obrador informó que solicitará al Secretario de Seguridad Ciudadana, Alfonso Durazo, un informe sobre la violencia en Sonora.

“Vamos a pedirle al Secretario de Seguridad Pública que venga explique cómo está la situación en Sonora”, dijo durante su conferencia de prensa.

Apuntó que pese a los hechos delictivos en el país, se mantiene optimista de que estos niveles descenderán, ya que trabajan todos los días para alcanzar la paz en territorio mexicano.

“En lo general todos los días estamos atendiendo este problema. Yo sigo seguro, optimista de que vamos a conseguir la paz en el país, que vamos a avanzar. Estamos haciendo todo lo que está en nuestra parte. Son varias las razones por las que tengo seguridad y optimismo. Trabajamos todos los días con esto de forma coordinada”.

Recordó que diariamente sostiene reuniones de seguridad y que “no estoy delegando el asunto de seguridad a nadie. No permitimos la impunidad la corrupción. Se está fortaleciendo la Guardia Nacional. creo que vamos a lograr detener la violencia en el país. Que se mejore la vigilancia de las policías”.

LA VIOLENCIA EN SONORA

De acuerdo con información de medios, “Los Salazar” estarían involucrados con la ola de violencia que sacude a Sonora desde el 2005. El grupo delictivo estaría involucrado en la siembra, producción y trasiego de droga hacia Arizona, Estados Unidos, así como el tráfico de migrantes para el Cártel de Sinaloa.

El cártel fue encabezado por Adán Salazar Zamorano, alias “Don Adán”, quien fue uno de los operadores y lugartenientes de Joaquí “El Chapo” Guzmán.

A la fecha, “Los Salazar” mantendrían una disputa con “Los Memos”, organización encabezada Adelmo Niebla González, “El Señor”.

La violencia ejercida por este grupo delictivo contra elementos de la policía de Sonora, estaría provocado la renuncia de varios agentes, de acuerdo con información de la agencia InSightCrime. Un reporte elaborado por Chris Dalby señaló que el Gobierno estatal, encabezado por Claudia Pavlovich, estaría llenado el vacío de policías con elementos de la Guardia Nacional, en lugar de buscar una solución local.

El pasado 2 de septiembre, el Secretario de la Defensa (Sedena), Luis Cresencio Sandoval, advirtió que la policía estatal de Sonora tenía un déficit de personal de 40 por ciento. Como respuesta, el Gobierno no está reclutando agentes a nivel local, sino que desplegará a más de 4 mil miembros de la Policía Federal y de la Guardia Nacional con el fin de reforzar la seguridad en el estado.

El último censo oficial sobre seguridad pública muestra que la situación es aún peor: revela que Sonora tenía 28.9 policías uniformados por cada 100 mil personas, cuando las directrices de la ONU recomiendan 180 policías por cada 100 mil habitantes.

La crisis se ha agudizado especialmente por el aumento de la violencia en el estado. En todo 2018, en la capital de Sonora, Hermosillo, hubo 175 asesinatos, mientras que a finales de agosto de 2019 ya se había llegado a un total de 172. El primer semestre de 2019 fue además el más violento en la historia del estado.

Este aumento ha tenido un impacto en la policía estatal, pues 16 policías han sido asesinados en lo que va de 2019, en comparación con 11 que hubo en todo 2018.

La mayoría de los asesinatos en el estado se han cometido en la estratégica ruta de la droga que parte del municipio de Cajeme, pasa por la ciudad portuaria de Guaymas y la capital, Hermosillo, y llega a la frontera con Estados Unidos en Nogales y sus alrededores.

-Con información de Insight Crime.

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas