El ex Presidente pidió a la Organización de las Naciones Unidas poner fin al esquema prohibicionistas contra las drogas. “Es mejor que el bienestar esté en manos de los gobiernos que en las manos de los mafiosos”, dijo.

El ex Presidente Ernesto Zedillo durante una conferencia dictada en el Graduate Institute de Ginebra. Foto: Graduate Institute.

El ex Presidente Ernesto Zedillo durante una conferencia dictada en el Graduate Institute de Ginebra. Foto: Graduate Institute.

Ciudad de México, 25 de febrero (SinEmbargo).– El ex Presidente de México Ernesto Zedillo Ponce de León (1994-2000) aseguró durante una conferencia dictada en el Graduate Institute de Ginebra que la causa de las miles de muertes ocurridas en México durante la última década es “porque tenemos una política estúpida de prohibir el consumo de drogas y no regular su suministro”.

El ex mandatario mexicano dijo, durante la conferencia sobre los retos que enfrenta la gobernanza mundial, que México es el responsable de haber vuelto un “monstruo” a los cárteles de la droga.

“Esa es la razón, [los grupos del narcotráfico*, por la cual yo estoy preocupado de que México se mueva lento en su política de las drogas”, agregó.

Zedillo Ponce de León lamentó que aún cuando los mexicanos sean muy nacionalistas, su política en contra de las drogas sea impuesta por el Gobierno de Estados Unidos.

“Debemos decirles [a EU]: “Tenemos que cambiar esto, y ahora quiero tener mi propia política, la que sea dictada por los doctores y los economistas y no la impuesta por ustedes”.

El ex Presidente pidió a la Organización de las Naciones Unidas poner fin al esquema prohibicionistas contra las drogas.

“Es mejor que el bienestar esté en manos de los gobiernos que en las manos de los mafiosos”, dijo.

“En el futuro los historiadores hablarán de nosotros como personas estúpidas que no se tomaron el tiempo de aplicar esta política regulatoria”, agregó.

Ernesto Zedillo comentó que la falta de un Estado de Derecho es el primer, segundo y tercer problema que enfrenta México.

“Tres problemas impiden el desarrollo de México. El número uno es el Estado de Derecho. El número dos, el Estado de Derecho y, el número tres, el Estado de la Derecho”, refirió.

En la conferencia, Zedillo, que dirige el Centro para el Estudio de la Globalización de la Universidad de Yale, también manifestó estar “profundamente preocupado” por el estado mundial de la gobernabilidad.

“Si queremos que las instituciones globales produzcan mejores resultados para las personas, hay que ponerse de acuerdo sobre mejores normas y mejores maneras de hacer cumplir estas normas. Por desgracia, lo que estamos viendo es que no hay suficiente imaginación o voluntad política para lograrlo”, dijo.

Zedillo comentó que esta falta de voluntad política ocurre justo cuando la recesión económica se ha intensificado.

“Aunque las oportunidades están ahí, también es cierto que hay aspectos negativos de esta creciente proceso de desarrollo económico”, dijo.