El perro se escapó de su casa y su dueña lo encontró muerto en la calle. Unos trabajadores de la compañía eléctrica local le dijeron que había muerto atropellado, días más tarde, dos supervisores acudieron a su domicilio para confesarle que uno de los empleados lo golpeó con una vara.

Los trabajadores dijeron a la dueña que el perro había sido atropellado, después los supervisores confesaron que fue golpeado supuestamente en defensa propia. Foto: Facebook

Ciudad de México, 25 de febrero (SinEmbargo).- La propietaria de un perro “Pug” pide justicia por el asesinato de su mascota a manos de un trabajador de la compañía eléctrica Gainesville Regional Utilities (GRU) de Florida, durante el Día del Amor y la Amistad.

Kiley Walker realizó su denuncia a través de su perfil de Facebook  y la indignación de los usuarios fue tal, que el caso fue tomado por el canal CBS4 Gainesville y finalmente la compañía respondió a las acusaciones.

De acuerdo con la usuaria, “Bentley” salió de su casa junto a su compañera “Luna” y recorrieron el vecindario sin que ella lo notara. Cuando finalmente se dio cuenta de la ausencia de sus mascotas inició la búsqueda por toda la zona. “Luna” fue encontrada, pero el pug seguía desaparecido. Fue entonces que una amiga de Kiley identificó a los camiones de la GRU y varios trabajadores en la calle.

La joven asegura que cuando preguntó a los trabajadores por el perrito, los trabajadores se pusieron nervisos y tras mucha insistencia, les mostraron el lugar donde “Bentley” yacía inerte entre la hierba. En varias ocasiones preguntaron a los empleados si sabían qué había ocurrido con el sabueso y ellos contestaron reiteradamente que había varios autos circulando mientras un grupo de caninos perseguían una vara. Sin embargo, nunca dijeron con claridad qué había ocurrido realmente con el perro.

Días más tarde, la estudiante asegura que dos supervisores de la compañía eléctrica fueron hasta su domicilio para informarle que “Betley” no había sido atropellado por un autmóvil, como le indicaron los empleados, sino que un trabajador lo golpeó con una vara metálica y el fuerte golpe lo mató. Según los trabajadores, el pug fue maltratado en defensa propia, pues el perro intentó atacar a uno de los empleados.

Oficiales de la empresa, entrevistados por The Sun, indicaron que el perro reaccionó agresivamente dejando al empleado pocas opciones. Sin embargo, Walker opina que un hombre adulto no tendría motivos para golpear a un perro de talla pequeña. Tras realizar la denuncia, la joven recibió el apoyo de numerosas personas conmovidas por el trágico final de “Bentley”, y su publicación hasta el momento lleva más de 46 mil reproducciones.

Sin embargo, los funcionarios de la compañía matienen firme su postura de que no son responsables de la muerte del canino. Billy Gault, supervisor de operaciones de GRU aseguró que es el primer incidente de este tipo que ha enfrentado durante su carrera de más de 20 años.

“No estamos para herir o dañar a ningún perro”, dijo. “Estamos tratando de hacer nuestro trabajo”.

Mientras que Doug Mercer, Gerente de operaciones de servicios públicos de la empresa, sostiene que el perro mordió la pierna del empleado, mientras que otro más grande comenzó a gruñirle y por ese motivo el trabjador golpeó a la mascota con una palanca de metal de 45 centímetros de largo que se emplea para levantar tapaderas de contenedores de agua.

Los funcionarios de GRU afirman que el trabajador siguió el protocolo establecido por la embresa para evitar ataques de perros. De acuerdo con Mercer, los empleados están entrenados para golpear al perro más pequeño y de esta manera causar temor en los más grandes tengan miedo, por lo tanto, el trbajador que mató al perro no será sancionado.

“Estaba tratando de defenderse de dos perros sueltos que no estaban en su residencia”, dijo al diario Gainesville.

This year on Valentine’s Day my baby boy Bentley was killed by a worker for the Gainesville Regional Utilities, FL (GRU). Without my roommates and I knowing, our lawn guys left the back gate open after mowing the yard Wednesday morning. Bentley and Luna (a roommates dog) were let outside to play. They escaped through the open gate and began to roam the neighborhood without any of us knowing. As soon as we realized they were missing, we immediately started running around the neighborhood looking for them. Luna was found but Bentley was not. My roommate noticed a few GRU trucks and workers down the street and decided to go ask if they’d seen anything, and when she approached them they seemed flustered. They asked if she was looking for a pug and when she said yes they said he was laying up here. She ran up to find Bentley’s limp body in the grass. She asked them repeatedly if they knew what happened to him and each time they mentioned there were cars driving by and the dogs chasing a meter stick but never clearly addressed what had killed him. We assumed that whoever did it hit and run in a car. On Friday, 2 supervisors of GRU came by my house to inform my roommates and I that Bentley had in fact not been hit by a car but that a worker that was on scene during the accident had really struck and hit him with a meter stick, and that was what killed him. He claimed that Bentley (a pug) was charging them and this was an act of self defense. Anyone who knows Bentley knows that he was the sweetest boy. There is no excuse for this kind of animal cruelty. A grown man thought he needed to defend himself against a pug who isn't even 25 pounds. Bentley should have not been hit so hard that he was killed. This is animal cruelty being swept under the rug.The workers of this company let my roommates and I believe that someone had hit my sweet Bentley in a car, all the while they sat and watched us cry over his dead body knowing what they had done but said nothing. And still they continue to do nothing about the situation. They will not release this awful mans name to me. Please help share bentleys story to protect future innocent animals and bring justice to my little man. #JusticeForBentleyBoy

Posted by Kiley Walker on Tuesday, February 20, 2018