En la sesión la Administración de Información Energética de Estados Unidos informó que tuvo un menor incremento al esperado en los inventarios de crudo estadounidenses. Los precios se vieron beneficiados por la reducción del nerviosismo en torno a la oferta.

Ciudad de México, 25 de marzo (SinEmbargo).- A media jornada, el precio de la mezcla mexicana de petróleo sigue sin recuperarse de su mayor caída en 18 años, registrada el 18 de marzo, pese a que logró anotar una ganancia de 4.85 por ciento y cotizó en 16.84 dólares por barril.

A nivel internacional se observa aún una baja en los precios del petróleo, aunque este miércoles cerró la sesión con ganancias. La modificación al alza se debió a un mayor apetito por riesgo, causado por la aprobación de estímulos fiscales en Estados Unidos por 2 mil millones de dólares.

Además, el sector se vio afectado por la publicación del reporte semanal de la Administración de Información Energética de Estados Unidos (EIA, por sus siglas en ingles), que mostró un menor incremento al esperado en los inventarios de crudo estadounidenses. La estableció un crecimiento de 1.62 millones de barriles debajo de los 2.5 esperados.

Los precios se vieron beneficiados por la reducción del nerviosismo en torno a la oferta. La EIA informó que la producción disminuyó 100 mil barriles diarios y quedó en 13 millones, en tanto que las importaciones vieron una contracción de 423 mil barriles diarios hasta 6.11 mil.

Los inventarios se redujeron debido a que la demanda interna por petróleo sigue fuerte, por lo que se emplearon las refinerías en incrementar 0.9 por ciento la producción. Pero también se debió a un incremento en la producción de destilados como el Diesel, debido al aumento en la transportación de camiones pesados debido al reabastecimiento de los supermercados.

“Las presiones a la baja para el precio del petróleo continúan latentes debido a que la demanda por energéticos está disminuyendo. Los precios del petróleo han caído ante las señales de que la economía global se verá afectada de manera severa como consecuencia de la pandemia del coronavirus”, afirmó la analista de Banco Base, Gabriela Siller.

El WTI cerró la sesión cotizando en 24.29 dólares por barril, un aumento de 1.17, mientras que el precio del Brent se elevó 1.33 por ciento y cerró la sesión cotizando en 27.51 dólares por barril.