La mujer habría denunciado que dos motocicletas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana chocaron contra su vehículo, pero al detenerse para llamar a su seguro y al 911, fue rodeada por el grupo de policías captados en video.

Ciudad de México, 25 de junio (SinEmbargo).– Un grupo de policías de la Ciudad de México agredió a una conductora en Viaducto Miguel Alemán para presuntamente para quitarle las llaves de su automóvil; la agresión quedó registrada en un video difundido en redes sociales.

De acuerdo con usuarios de redes sociales y medios locales, el hechos se habría registrado casi al cruce de Revolución.

En el vídeo, captado por uno de los automovilistas de la zona. Se observa cómo uno de los oficiales tomó las llaves de la conductora para subir al auto de ésta.

La mujer habría denunciado que dos motocicletas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) chocaron contra su vehículo, pero al detenerse para realizar las llamadas a su seguro y al 911, fue rodeada por el grupo de policías captados en video.

Los elementos de la SSC la agredieron al interior de su vehículo para tratar que bajara, cuando salió del auto, la patearon y la golpearon para privarla de las llaves de la unidad y de su teléfono celular, según indicó a reporteros en el lugar.

El vehículo de la joven es un Chevrolet Aveo color gris, mismo que puede apreciarse en el vídeo detrás de la patrulla de la SSC.

Por su parte, la Unidad de Contacto del Ciudadano de la SSC local informó en su cuenta de Twitter que ya tiene conocimiento del caso y afirmó que se realizarán las investigaciones correspondientes.

VIOLENCIA EN LA CDMX

Además este martes por la mañana, circuló en redes un video que muestra a un sujeto cuando despoja de sus pertenencias a otro, y lo golpea a pesar de que no puso resistencia, en la Alcaldía Xochimilco.

El material, grabado por una cámara de seguridad, muestra el momento en el que el asaltante amenaza con un arma de fuego a una persona, para que entregue sus objetos de valor. La víctima no opone resistencia y el hombre armado, para disimular, aparenta platicar con el afectado.

El ladrón culmina el atraco y golpea en el rostro a la víctima, a pesar de que cooperó en todo momento. El atacante huye y el hombre golpeado se queda agachado.