La inseguridad ya no es la principal preocupación de los empresarios mexicanos. Otros factores como la falta de créditos, la excesiva carga impositiva y los interminables trámites para abrir un negocio obligan a que está clase, principalmente los emprendedores, abandonen el país y busquen en Estados Unidos mejores condiciones para sus inversiones, de acuerdo con un estudio del Baker Institute de la Universidad de Rice.

Ciudad de México, 25 de julio (SinEmbargo).– La falta de acceso a créditos, la burocracia y la excesiva carga de impuestos son los tres principales factores que expulsan a los emprendedores mexicanos del país, plantea un estudio del Baker Institute de la Universidad de Rice en Texas. La corrupción, la impunidad y la educación también son aspectos que preocupan a los pequeños inversionistas.

La inseguridad se mantiene también como uno de los principales factores, pero no como uno de los primeros, de acuerdo con las conclusiones del estudio realizado por la investigadora Elizabeth Salamanca Pacheco.

Reseña que desde hace al menos dos décadas, el patrón de migración hacia Estados Unidos se ha ido transformando, pues cada vez es más la gente preparada o con posibilidades de invertir que busca migrar.

El censo de población realizado en 2010 mostró que en Estados Unidos viven aproximadamente 33 millones de personas de origen mexicano de las cuales, un estimado de 8 por ciento son emprendedores que generan fuentes de empleo en ese país porque encuentran más facilidades para abrir un negocio, como acceso a capital de riesgo.

“La migración a Estados Unidos es una elección natural para los mexicanos de clase alta que viven en la frontera. En la mayoría de los casos se mueven junto con sus negocios. En consecuencia, el número de visas de inversionistas de Estados Unidos ha aumentado dramáticamente: de 7 mil 603 entre 2001 y 2005, a 31 mil 066 visas emitidas entre 2006 y 2010”, apunta el estudio que cita cifras oficiales.

Cuando se cuestiona a los emprendedores sobre los motivos por los que deciden salir del país, definen a la inseguridad como uno de los factores institucionales, pero más que nada, lo que buscan es que sus negocios sean rentables.

“Aunque un número significativo se están trasladando a los Estados Unidos para escapar del aumento en los homicidios relacionados con las drogas y la actividad delictiva, éste no es el único o principal factor tras su salida”, insiste Salamanca Pacheco.

Ante este escenario, enfatiza, se debe hacer un análisis sobre cómo la falta de respaldo institucional en su país de origen, ya que las “reglas del juego” sobre cómo hacer negocios en México son las que determinan no sólo los motivos para emprender en otro país sino también para no regresar.

LO QUE NO LES GUSTA

Pese a la mejoría, el indicador aún está en un nivel considerado "desfavorable", muy abajo del promedio histórico para la región en los últimos diez años. Foto: Shutterstock

Muchos emprendedores jóvenes de origen mexicano encuentran en Estados Unidos los apoyos que no existen en México para las pequeñas y medianas empresas, dice la investigación de la Universidad de Rice. Foto: Shutterstock

Un primer factor que mencionan una veintena de entrevistados por la investigadora, principalmente en la ciudad de Houston, Texas, es que no existen los apoyos necesarios para las pequeñas y medianas empresas, sino que todo el marco institucional está organizado para favorecer a las grandes compañías con información y acceso privilegiado al crédito.

Un segundo factor es la burocracia, ya que a pesar de haber adelgazado los procesos no se ha logrado un nivel de expedición de servicios de primer mundo.

Y como un tercer punto está el excesivo pago de impuestos, como ejemplo, citan que entre 30 y 40 por ciento de sus ganancias en México tendría que destinarse al pago de todo tipo de gravámenes, principalmente el impuesto a la nómina.

Por otro lado, en Estados Unidos encontraron mayores facilidades de asociación, por ejemplo, en El Paso, Texas, formaron un grupo llamado “La Red” y en el condado de Montgomery, en Texas, otro denominado “The Woodlands” que facilitan la formación de redes sociales para la generación de capital económico, político y cultural.

“Estas redes ayudan a reducir al mínimo los costos de transacciones para los empresarios migrantes. Los familiares o amigos que son dueños de negocios pueden proporcionar acceso a la información, a los mercados, y a otros recursos necesarios para la formación de empresas tales como capacitación, asistencia técnica, contactos, y la orientación en general”, señala el documento.

Agrega que durante los últimos años, los empresarios migrantes han abierto negocios no solamente en las comunidades de mexicanos sino también en zonas urbanas acomodadas y los suburbios de clase media, lo que ha demostrado que cada vez son un motor más importante para las ciudades en las que se alojan.

¿QUÉ LOS OBLIGA A IRSE?

“Estamos hechos para el día a día. En México, la cultura corporativa en las pequeñas empresas tiene muchas lagunas respecto a los procedimientos. En Estados Unidos, con el fin de otorgar el servicio que ofrece, de estar calificado, certificado, tiene que seguir procedimientos específicos; por ejemplo, en la forma de expedir las facturas […] En México, trabajamos muchas horas”, dice uno de los emprendedores entrevistados para la investigación.

Cuando a emprendedores mexicanos radicados en EU se les pregunta sobre el tema de la burocracia, refieren que el país vecino del norte les da más facilidades para aterrizar sus proyectos: “Es mucho más simple aquí. Un negocio aquí se hace en una semana. En México se hace en dos meses. Aquí, todo es muy virtual. Todo el mundo trabaja de una manera muy práctica “, expresa otro de los entrevistados.

“Aquí hay más certeza, al contrario que en México. Si invierto aquí, las reglas no cambian “, señala un tercer encuestado.

“En México no hay oportunidades de crecimiento a nivel de negocios. Por eso la gente transfiere el capital que tienen en México para hacerlo crecer aquí en Estados Unidos”, dice uno más.

Sobre el tema de la inseguridad, los emprendedores mexicanos en EU lo ligan ampliamente a la corrupción y afirman que si ambos problemas fueran menos marcados, regresarían al país.

También mencionan a la transparencia como un elemento clave para el crecimiento de sus negocios, pues a pesar de considerar que las regulaciones en Estados Unidos son más estrictas, tienen más claridad y todas estás debidamente explicadas.