Los familiares de los 43 normalistas de Ayotzinapa, desaparecidos hace 18 meses, aseguraron que no han recibido ni recibirán dinero del gobierno como parte de la reparación del daño.

Foto: SinEmbargo/Francisco Cañedo

Ante un centenar de personas, las flores fueron sembradas en el llamado “antimonumento” de los 43, instalado en el céntrico Paseo de la Reforma. Foto: Francisco Cañedo, SinEmbargo

Ciudad de México, 26 de marzo (SinEmbargo).– A 18 meses de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, sus padres informaron que no han solicitado y tampoco aceptarán ninguna reparación de daño que contemple un indemnización económica.

“Ni por un millón ni por dos millones: nuestros hijos no se venden”, declararon los familiares de los estudiantes de la Escuela Normal Rural, Raúl Isidro Burgos, que desaparecieron el 26 de septiembre de 2014 en Iguala, Guerrero.

“Si quieren reparar el daño, es muy fácil: que regresen a los 43. Que los muchachos vuelvan a su butaca en la normal que los espera desde hace un año y medio”, dijo Felipe de la Cruz, vocero del movimiento.

Este día los padres sembraron 43 plantas junto al antimonumento +43, acción que representa la vida y la esperanza.

“Las plantas son vida, y vida fue que se llevaron, y pronto florecerán, así como nuestros muchachos volverán a la escuela”, comentó De la Cruz.

El pasado 23 de marzo, el Subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob), Roberto Campa Cifrián, informó que en los próximos días se firmaría un convenio con familiares, organizaciones y expertos independientes para iniciar la reparación de daño.

Campa Cifrián detalló que primero se elaborará un diagnóstico sicosocial a los familiares afectados por el caso Iguala y posteriormente se procederá a la reparación.

Además recordó que esta fue una recomendación hecha por el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI).

No obstate, este día los padres se declararon en contra y detallaron que se trata de una estratégia para que el caso Iguala se olvide.

Foto: SinEmbargo/Francisco Cañedo

Con una siembra simbólica de las plantas conocidas como nomeolvides, padres de los 43 pidieron hoy que la tragedia no quede en el pasado. Foto: Francisco Cañedo, SinEmbargo

Ante el término del mandato del GIEI en el caso Ayotzinapa, el cual culminará el próximo 30 de abril, De la Cruz exigió que los expertos permanezcan en el país por tiempo indefinido.

“Están desesperados. Está buscando nuevas estrategias y siguen con la campaña de desprestigio contra los expertos independientes, porque no quieren que la verdad se sepa”, dijo el vocero del movimiento.

En esa segunda etapa, los expertos del GIEI han denunciado fragmentación del expediente, la filtración de testimonios, algunos incluso falsos, y fallas judiciales, lo que obstaculiza sus labores.

Otros familiares de los normalistas agradecieron el apoyo que durante 18 meses han recibido de la sociedad.

“Gracias por su apoyo y su generocidad. Yo prefiero que el dinero para el movimiento venga del pueblo y no del Gobierno”, dijo una de las madres.

Los padres estuvieron apoyados por manifestantes, quienes también exigieron al Gobierno federal la aparición con vida de los jóvenes.

Unido a estas actividades de hoy, este Viernes Santo padres de los 43 jóvenes realizaron una marcha hasta la catedral de Chilpancingo, Guerrero.

Desfilaron con una imagen de Jesucristo, rezaron en varias ocasiones y explicaron que su sufrimiento, tras año y medio sin conocer el fin de sus hijos, es un viacrucis.

Foto: SinEmbargo/Francisco Cañedo

Este sábado se cumplieron 18 meses de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Foto: Francisco Cañedo, SinEmbargo

De acuerdo con la versión oficial vigente, los 43 estudiantes de Ayotzinapa fueron detenidos por policías municipales en Iguala y entregados a miembros del grupo criminal Guerreros Unidos que los asesinaron y quemaron sus restos en un basurero del municipio vecino de Cocula.

Sin embargo, el GIEI concluyó en septiembre pasado que no hay evidencias que apoyen esta hipótesis, y pidieron que se abriera nuevas líneas de investigación.

En febrero pasado, el Equipo Argentino de Antropología Forense, que asiste a los familiares de las víctimas, también presentó evidencia que negaban la presencia de fuego en el basurero en las fechas de la tragedia.

Además de los 43 desaparecidos, en los hechos hubo seis muertos y una veintena de heridos.

Foto: SinEmbargo/Francisco Cañedo

Los padres estuvieron apoyados por manifestantes, quienes también exigieron al Gobierno federal la aparición con vida de los jóvenes. Foto: Francisco Cañedo, SinEmbargo

Foto: Francisco Cañedo/SinEmbargo

Los padres de los 43 aseguraron que sus hijos no se venden “ni por un millón ni por dos millones”. Foto: Francisco Cañedo, SinEmbargo

Foto: Francisco Cañedo/SinEmbargo

Los padres de los 43 se manifiestan en el Hemiciclo a Juarez a 18 meses de la desaparición de los normalistas. Foto: Francisco Cañedo/SinEmbargo