América es la región más afectada con 2.45 millones de contagios, seguida de Europa con 2.02 millones (aunque con gráfica descendente de infecciones diarias) y Oriente Medio con 427 mil.

Ginebra, 26 may (EFE).- Las muertes por COVID-19 en todo el mundo ascendieron hoy a 344 mil 454, de acuerdo con los datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que elevó el número global de casos a 5.37 millones, con un 80 por ciento de las infecciones concentradas en Europa y América.

El número de contagios diarios se mantiene desde la pasada semana en cifras récord de más de 100 mil casos, mientras que los decesos se han estabilizado en torno a cuatro mil por jornada, unas cifras inferiores a las de abril.

América es la región más afectada con 2.45 millones de contagios, seguida de Europa con 2.02 millones (aunque con gráfica descendente de infecciones diarias) y Oriente Medio con 427 mil.

Tanto en el continente americano como en Próximo Oriente la curva de infecciones sigue en ascenso, así como en el sur y sureste de Asia (con 203 mil casos) y en África (83 mil).

Estados Unidos y Brasil se sitúan como los países más afectados del mundo en número de contagios, seguidos de Rusia, Reino Unido y España, siendo ya 12 los países donde se ha superado la barrera de las 100 mil infecciones.

El número de contagios diarios se mantiene desde la pasada semana en cifras récord de más de 100 mil casos. Foto: AP.

Los datos de las redes sanitarias nacionales indican que 2.4 millones de afectados por COVID-19, un 42 por ciento del total, ya se han recuperado, mientras que un dos por ciento de los pacientes activos, unos 53 mil, se encuentran en estado grave o crítico.

PIDEN QUE LA VACUNA SEA UN “BIEN GLOBAL”

La Unión Europea (UE) y Japón instaron este martes a que la futura vacuna contra la COVID-19 sea un “bien global común” y esté al alcance de todo el mundo a un precio accesible.

Así lo señalaron los presidentes del Consejo Europeo, Charles Michel, y de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, junto al Primer Ministro japonés, Shinzo Abe, en un comunicado conjunto tras celebrar una videoconferencia centrada principalmente en las consecuencias y respuestas a la crisis del coronavirus.

“La vacuna tiene que ser un bien común, accesible para todo el mundo en todas partes”, indicó Michel en una rueda de prensa telemática al término de la reunión.

Los líderes reafirmaron su compromiso con la colaboración global y una financiación sostenida para desarrollar antivirales eficaces, diagnósticos, tratamientos y vacunas, a fin de que estén “disponibles todo el mundo y a un precio accesible”.

En ese contexto, celebraron la iniciativa impulsada por la Comisión Europea para recaudar fondos para una futura vacuna, que el pasado 4 de mayo reunió siete mil 500 millones de euros, y anunciaron que la UE y Japón acelerarán su cooperación en investigación sanitaria.

Los líderes también mostraron su determinación para garantizar una “robusta recuperación económica” tras la pandemia y “reconstruir unas economías más sostenibles, inclusivas y resilientes”.