Responsabilizamos a la Fiscalía por esa lentitud, no entendemos por qué se está dando tanto retraso en las detenciones, cuando hay una disposición política de avanzar, dice el vocero Melitón Ortega en un mitin en la Ciudad de México a 73 meses de los crímenes de Iguala.

Por Caterina Morbiato

Ciudad de México, 27 de octubre (ElSur).- Familiares de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos en Iguala, realizaron un mitin en el Antimonumento +43 este lunes, acompañados por estudiantes de ese plantel y ciudadanos solidarios.

A 73 meses de los hechos violentos en que participaron fuerzas de seguridad del Estado mexicano, madres y padres coincidieron, al hacer uso de la palabra, en que la reciente detención de Salvador Cienfuegos Zepeda, exsecretario de la Defensa Nacional, debería de agilizar las averiguaciones sobre el papel que jugaron los militares aquella madrugada en Iguala.

“Ya habíamos señalado que no solamente participaron soldados del 27 Batallón de Infantería de Iguala, que ya están identificados con nombres y apellidos. Es necesario también investigar al coronel del 27 Batallón, y de ahí hay que seguir hasta llegar al titular de la Secretaria de Defensa Nacional, que en su momento era Cienfuegos”, expresó posteriormente Melitón Ortega, en entrevista con El Sur.

El General Cienfuegos, titular de la Sedena en el sexenio de Enrique Peña Nieto, fue detenido el pasado 15 de octubre en Los Ángeles, California, a petición de la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés).

De acuerdo con el vocero de los familiares de los 43, la detención del militar y las cuatro acusaciones que le hacen las autoridades estadunidenses por narcotráfico dejan en evidencia que el mismo 27 Batallón podría estar involucrado en acciones ilícitas.

Para avanzar en las investigaciones del caso Ayotzinapa, añadió, es urgente que la Fiscalía General de la República (FGR) ejecute rápidamente las órdenes de aprehensión emitidas en contra de elementos castrenses.

“Después del término del mandato de Peña Nieto hubo la posibilidad de que se abrieran las puertas del 27 Batallón; ahora hay una tarea urgente de la FGR para que se avance ya. Responsabilizamos a la Fiscalía por esa lentitud: no entendemos por qué se está dando tanto retraso en el tema de las detenciones, cuando hay una disposición política de avanzar”, enfatizó Ortega.

Recordó que, además del caso Ayotzinapa, existen otros en donde miembros del Ejército estuvieron involucrados en violaciones a los derechos humanos, incluso se probó su participación en la ejecución o desaparición de civiles, y varios de esos hechos ocurrieron en Guerrero.

“Por eso los padres hoy más que nunca estamos enérgicos con esa demanda de que se apliquen ya las órdenes para poder detener a los soldados del 27 Batallón de Iguala. No hay nada que temer, a menos de que las instituciones estén teniendo miedo de sancionar a esos militares”, insistió Ortega.

Según la información proporcionada por la FGR el 26 de septiembre pasado –cuando se cumplió el sexto aniversario de la desaparición de los 43–, entre las órdenes de aprehensión que se liberaron de marzo a septiembre hay varias para efectivos del Ejército. El subsecretario de Gobernación Alejandro Encinas también anunció ese día que la Sedena había puesto a disposición del Ministerio Público a todo el 27 Batallón. Sin embargo, hasta el momento ningún militar ha sido detenido por el caso Ayotzinapa.

“EMPIEZA A TOMAR FORMA” LO DEL QUINTO CAMIÓN 

En sus intervenciones durante el mitin, varios familiares pidieron una y otra vez que el Presidente Andrés Manuel López Obrador presente resultados significativos y concretos lo más pronto posible.

“Para los que están involucrados hay órdenes de aprehensión, pero no se aprehenden. Por ejemplo, Tomás Zerón: desde marzo hay una orden pero no lo han podido detener”, lamentó Joaquina García Velázquez, mamá del normalista desaparecido Martín Getsemany Sánchez García.

“Sabemos muy bien que también los militares intervinieron en lo que pasó con nuestros hijos. Para nosotros el exjefe de los militares que ahora agarraron tiene que saber dónde están. Le exigimos al Presidente que investigue a ese hombre que, si está acusado de narcotráfico, podría ser responsable de lo que sucedió a los muchachos”, manifestó.

Por su lado, Felipe de la Cruz, portavoz de los familiares de los 43, exigió que la FGR abra una carpeta de investigación para que se averigüe la responsabilidad que tuvo en los hechos el exsecretario de la Defensa Nacional.

“Empieza a tomar forma lo que dijeron los expertos independientes acerca de un quinto camión que transportaba droga de Iguala a Chicago. Por eso estamos seguros de que el general Cienfuegos no permitió que se investigara a los militares, ni mucho menos que se revisara el cuartel del 27 Batallón en los primeros días después de que sucedieron los hechos”, expuso.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE ELSUR. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.