Galileo

Pfizer dice que sí se necesita la tercera dosis. China ya analiza cruzar vacunas como refuerzo

28/04/2021 - 12:30 pm

Ante la aparición de nuevas olas del virus, aumentos en las cifras de contagios de diversos países y el surgimiento de variantes del SARS-CoV-2, las farmacéuticas analizan la posibilidad de administrar una tercera dosis o combinar vacunas para mejorar la inmunidad.

BERLÍN, 28 de abril (AP) — Europa podría alcanzar la inmunidad de rebaño contra el coronavirus en los próximos cuatro meses, dijo el miércoles el jefe de la farmacéutica alemana BioNTech, que junto con su socia estadounidense Pfizer desarrolló la primera vacuna contra la COVID-19 de distribución masiva.

Aunque el umbral exacto necesario para alcanzar ese nivel de inmunización sigue siendo un tema de debate, los expertos creen que superar el 70 por ciento frenaría de forma significativa los contagios de coronavirus en una población.

“Europa alcanzará la inmunidad de rebaño en julio, agosto como tarde”, dijo a la prensa Ugur Sahin, director general de BioNTech.

La vacuna de su empresa supone una gran parte de las dosis aplicadas en Europa y Norteamérica, donde se la conoce habitualmente como vacuna de Pfizer.

Los datos de personas que han recibido las inyecciones muestran que la respuesta inmune se debilita con el tiempo y que probablemente hará falta una tercera dosis, informó Sahin.

“Europa alcanzará la inmunidad de rebaño en julio, agosto como tarde”, dijo a la prensa Ugur Sahin, director general de BioNTech. Foto: Michael Probst, AP

Los estudios muestran que la efectividad de la vacuna de BioNTech/Pfizer baja de un 95 por ciento a aproximadamente un 91 por ciento después de seis meses, informó.

“En consecuencia, necesitamos una tercera inyección para devolver la protección de la vacuna a casi un 100 por ciento”, dijo Sahin.

Quienes son vacunados actualmente reciben la segunda dosis tres semanas después de la primera, aunque algunos países tienen intervalos más largos. Sahin sugirió que esa tercera ronda se aplique entre nueve y 12 meses después de la primera.

“Y después calculo que probablemente sea necesario recibir otro recordatorio cada año, o quizá cada 18 meses”, informó.

Se han expresado temores de que las vacunas existentes sean menos efectivas contra las nuevas variantes del virus que ahora surgen en diferentes partes del mundo.

Sahin dijo que BioNTech ha probado su vacuna contra más de 30 variantes, incluso la ahora dominante que primero fue detectada en Gran Bretaña. Dijo que en laboratorio se demostró que la vacuna genera una buena respuesta inmune contra prácticamente todas las variantes. En casos en donde la respuesta inmune fue más débil, seguía siendo suficiente, agregó sin proporcionar número exactos.

Al preguntarle sobre la nueva variante detectada primero en India, Sahin dijo que todavía se investiga la efectividad de la vacuna contra ella.

“Pero la variante india tiene mutaciones que habíamos investigado previamente y contra las cuales nuestra vacuna también funciona, así que también estoy confiado con eso”, dijo.

Los estudios muestran que la efectividad de la vacuna de BioNTech/Pfizer baja de un 95 por ciento a aproximadamente un 91 por ciento después de seis meses. Foto: Ted S. Warren, AP

El trabajo en el desarrollo de una vacuna basada en un ARN mensajero, o ARNm, de la empresa basada en Mainz se benefició de investigaciones previas de firmas farmacéuticas para tratar el cáncer, ya que los tumores con frecuencia intentan adaptarse para evadir el sistema inmunológico, informó Sahin.

“La forma en la que funciona nuestra vacuna es que tiene dos puntos de ataque”, explicó. Además de estimular la producción de anticuerpos, provoca que las llamadas células T del cuerpo ataquen al virus, comentó.

“La vacuna está desarrollada con mucha inteligencia y el buque aguantará. Estoy convencido de eso”, dijo Sahin. “Si el buque debe fortalecerse otra vez, así lo haremos. No estoy preocupado”.

FARMACÉUTICAS CHINAS ESTUDIAN COMBINAR VACUNAS

Los fabricantes de vacunas de China están valorando combinar sus fármacos y buscan determinar si una dosis de refuerzo podría aumentar la protección contra la COVID-19.

Sinovac y Sinopharm, las dos fabricantes chinas que en conjunto han exportado cientos de millones de dosis de vacunas a todo el mundo, dijeron que están considerando combinar sus fármacos con los desarrollados por otras farmacéuticas

A principios de mes, el director del Centro para el Control de Enfermedades de China, Gao Fu, dijo que las vacunas actuales ofrecen una protección baja contra el coronavirus, y que mezclarlas es una de las estrategias que se están considerando para aumentar su efectividad.

Gao trató de retractarse más tarde señalando que hablaba en términos generales sobre la mejora de la eficacia de las vacunas.

Sinovac y Sinopharm dijeron que están considerando combinar sus fármacos con los desarrollados por otras farmacéuticas. Foto: Ng Han Guan, AP

China National Biotech Group tiene un plan para el futuro “uso secuencial” de sus vacunas, señaló Li Meng, director de cooperación internacional de la compañía, en una conferencia internacional el miércoles.

La empresa, filial de la estatal Sinopharm, fabricó dos vacunas con el virus de la COVID-19 inactivado y tiene una tercera en ensayos clínicos.

Sinovac, una empresa privada con sede en Beijing, dijo también que está en conversaciones preliminares con investigadores, incluido el Centro para el Control de Enfermedades, para combinar las dosis de su vacuna, CoronaVac, con otras.

La inmunización secuencial supone mezclar diferentes vacunas y es una estrategia que podría aumentar las tasas de eficacia, apuntó Ashley St. John, inmunóloga en la Escuela de Medicina Duke-NUS en Singapur.

Las vacunas de Sinopharm, de su Instituto de Productos Biológicos de Beijing y del Instituto de Productos Biológicos de Wuhan, tienen una eficacia del 79 por ciento y del 72 por ciento, respectivamente, señaló la empresa, que no hizo públicos más datos de la última fase de sus ensayos clínicos.

La idea de combinar vacunas está siendo considerada también en otros países. Científicos británicos estudian mezclar la desarrollada por AstraZeneca y la Universidad de Oxford con la de Pfizer y BioNTech. El estudio también busca probar diferentes intervalos entre dosis, de cuatro y 12 semanas.

La inmunización secuencial supone mezclar diferentes vacunas y es una estrategia que podría aumentar las tasas de eficacia, apuntó Ashley St. John, inmunóloga en la Escuela de Medicina Duke-NUS en Singapur. Foto: Zhang Yuwei/Xinhua vía AP

Los resultados de estas investigaciones podrían tener repercusiones sobre la salud pública global, ya que los gobiernos de todo el mundo enfrentan demoras en la entrega de las vacunas a tiempo y obstáculos logísticos en sus campañas de vacunación.

-Con información de Huizhong Wu y Frank Jordans, de AP

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas