De acuerdo con la información, un día después se difundió otro video. En éste, la esposa del profesor y el docente aparecen frente a la cámara mientras explicaron a los alumnos cuál fue la situación. Argumentaron que los gritos que se escuchaban no provenian de su casa, sino de los vecinos. Sin embargo, al vivir en una zona “muy abierta”, las situaciones que pasan fuera se perciben dentro de la casa.

Ciudad de México, 28 de octubre (SinEmbargo).- Alumnas y alumnos del Colegio de Bachilleres Plantel 9 expusieron el momento en que un profesor supuestamente agredió a su esposa mientras impartía clase.

Los hechos ocurrieron el pasado 26 de octubre, cuando la clase de Física 3 impartida por el profesor Cuauhtémoc Chiapa Monroy iba a dar inicio. Algunos alumnos ya se encontraban en línea, esperando a que comenzara la sesión virtual.

Aunque el profesor no aparecía frente a la pantalla, su cámara y micrófono estaban encendidos, por ello, los estudiantes se percataron de la voz de una mujer llorando y suplicando que “ya no la tocara más”.

En la grabación se escuchan la súplica y llanto de una mujer y enseguida una voz más fuerte. “¿Tú lo agarraste? Si lo hubieras prendido no lo haces”. Casi a la par, apareció el docente frente a la cámara y saludó a sus alumnos. “Hola, jóvenes”, dijo y revisó algo en la sesión, luego se paró de su asiento y desapareció de nuevo.

La alumna que publicó el video escribió que el profesor había maltratado a su esposa, por lo que pedía acciones de las autoridades del bachillerato para frenar la violencia.

“Buenos días compañeros del Colegio de Bachilleres plantel 4. Surgió una polémica en el plantel 9 por este video, trata sobre el profesor de física Cuauhtémoc Chiapa Monroy, maltratando a su esposa en media clase virtual. Si pueden difundirlo para que tomen acciones las autoridades se los agradecería mucho”, tuiteó.

De acuerdo con la información, un día después se difundió otro video. En éste, la esposa del profesor y el docente aparecen frente a la cámara mientras explicaron a los alumnos cuál fue la situación. Argumentaron que los gritos que se escuchaban no provenian de su casa, sino de los vecinos. Sin embargo, al vivir en una zona “muy abierta”, las situaciones que pasan fuera se perciben dentro de la casa.

“Los ruidos que se escucharon son ajenos a las instalaciones donde habitamos”, argumentó el profesor, quien se mantuvo a un lado de su pareja.

Ante la denuncia, el Colegio de Bachilleres lanzó un comunicado informando que el profesor fue separado de su cargo desde el 27 de octubre para que se realicen las investigaciones pertinentes en el caso y se determine si su pareja es víctima de violencia de género.

“El Colbach procedió a separar de sus funciones docentes al profesor, a partir del día de hoy, mientras se realizan las investigaciones del caso”, escribió.

Como parte de una manifestación en contra de la violencia de género y el acoso sexual, un grupo de jóvenes encapuchados tomaron las instalaciones del plantel tan sólo unas horas después de que se difundiera el primer video.

Lanzaron un pliego petitorio y aseguraron que no se retirarían del lugar hasta que las autoridades colegiales no respondieran a éste.

El Colegio de Bachilleres los identificó como “Rebeldía Negra” y “Unión de estudiantes disidentes”, y señaló que ya se habían atendido los 10 puntos del pliego que lanzaron

Comunicado emitido por el Colegio de Bachilleres. Foto: Facebook.

“El Colbach respondío a cada uno de los 10 puntos del pliego petitorio recibido, utilizando para ello el correo electrónico que los manifestantes dispusieron”, apuntaron en un comunicado en el que resaltaron que las instalaciones no han sido entregadas.

Agregó que se decidió la separación de labores del profesor como parte de apoyo al alumnado, para que éste se sienta seguro y tranquilo al tomar sus clases.

Esta es la segunda toma de instalaciones escolares del Colegio de Bachilleres en menos de una semana. Se han reportado destrozos, cristales rotos, y material destruido.

Por su parte, el grupo “Rebeldía Negra” tuiteó que no sólo son 30 personas las que se encuentran en la toma de la escuela, sino que son alrededor de 100. Además, alertaron sobre la posible entrada de “porros”, por lo que responsabilizaron a las autoridades del colegio sobre lo que les ocurra.

El pasado 23 de octubre, un grupo de encapuchados se presentó en las instalaciones de las Oficinas Generales del Colegio de Bachilleres, ubicadas en Fray Servando Teresa de Mier, en la Ciudad de México causando destrozos en demanda de mejores oportunidades para estudiar a distancia.