El aumento de casos de coronavirus ha puesto en riesgo ola necesidad de la compra de crudo, lo que ha presionado los precios del petróleo que este lunes descendieron del límite psicológico de lo 20 dólares por barril.

Ciudad de México, 30 de marzo (SinEmbargo).- Al inicio de la semana el dólar mostró un fortalecimiento frente a sus principales cruces debido al aumento de la percepción de riesgo a nivel internacional sobre todo por el aumento de casos de COVID-19 en EU; el tipo de cambio arrancó este lunes por encima del techo de los 24 pesos por dólar y cerró en la misma línea. Además, los precios del petróleo sufrieron una caída de hasta el 4 por ciento por debajo de la barrera de 20 dólares.

El peso cerró la sesión con una depreciación de 3.44 por ciento u 80.4 centavos. El IPC (S&P/BMV IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cerró este lunes con ganancias y se une a la tendencia alcista de los mercados occidentales, después de que el viernes de la semana anterior se observaron pérdidas de entre 3 y 5 puntos porcentuales en la mayoría de ellas resultado de movimientos de corrección.

El dólar spot del banco de México cerró en 24.17 pesos, en tanto que en ventanillas de Inbursa se coloca en los 24.40 pesos por cada billete verde. A lo largo de la sesión el tipo de cambio tocó un mínimo de 23.4917 pesos y un máximo de 24.5550 pesos.

Las principales razones para el descenso del pesos frente al dólar, se debió a los recortes en las notas de deuda soberanas que han realizado las agencias calificadoras. A nivel internacional, Fitch Ratings recortó la calificación de Reino Unido de AA a AA- y mantuvo una perspectiva negativa; Moody’s recortó la calificación crediticia de Sudáfrica a Ba1 y el país se colocó en grado especulativo. 

“El peso mexicano es la divisa más depreciada en la sesión, indicativo de que hay una mayor percepción de riesgo con respecto a México luego de que la semana pasada la calificadora S&P Global recortó la calificación de la deuda soberana y de Pemex a BBB”, enfatizó la analista de Banco Base, Gabriela Siller.

Los bonos de Pemex, con vencimiento en 2027, han tenido un aumento de 203 puntos base a 11.97 por ciento. Aunque aún permanece la posibilidad de más recortes de notas sobre la petrolera estatal.

“El movimiento del tipo de cambio hacia el máximo en la sesión de 24.55 pesos por dólar, es señal de que el mercado sigue propenso a episodios de volatilidad, ante evidencia del avance de la pandemia y sus repercusiones económicas”, afirmó Siller.

También destacó que en dos días la moneda mexicana acumuló una baja de 3.73 por ciento, equivalente a 85.6 centavos, con una tendencia en la semana a tocar los 25 por uno. En la jornada el peso borró parte de sus pérdidas luego de que la Comisión de Cambios anunció la activación del mecanismo “swap”, por hasta 60 mil millones de dólares anunciado el 19 de marzo entre el Banco de México y la Reserva Federal, con lo que el 1 de abril se hará la primera operación por 5 mil millones de dólares con un plazo de 84 días.

BOLSAS ALALZA

Este jueves el IPC (S&P/BMV IPC) cerró la jornada con ganancias en línea con sus pares continentales, aunque el pasado viernes el índice registró un descenso de 5.34 por ciento y en el año acumula un retroceso de 21.5 por ciento.

El IPC acabó en las 34 mil 199.97 unidades, un avance de 1.18 por ciento.

Las mayores ganancias la presentaron Kimberly-Clark con un avance de 11.50 por ciento;,Bimbo (8.58), Coca-Cola Femsa (4.99), Walmex (3.43) y Femsa (1.07).

El índice FTSE de la Bolsa Institucional de Valores (BIVA) terminó con ganancias por el 0.90 por ciento, colocándose en las 699.18 unidades.

INTERNACIONAL

Wall Street cerró con ganancias moderadas este lunes y su principal indicador, el Dow Jones, subió un 3.19 por ciento tras una reacción positiva de los inversores a los esfuerzos de autoridades y empresas para combatir el COVID-19 en Estados Unidos.

Al término de las operaciones en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones de Industriales aceleró su escalada hasta sumar 690.70 puntos, situándose en 22 mil 327.48 enteros; el selectivo S&P 500 avanzó un 3.35 por ciento u 85.18 enteros, hasta 2 mil 627; y el índice compuesto del mercado Nasdaq progresó un 3.62 por ciento o 271.77 enteros, hasta 7 mil 774.15.

El parqué neoyorquino acogió el cambio de mentalidad del presidente Donald Trump respecto a las medidas para combatir la crisis del coronavirus, después de que este domingo el mandatario se desdijera sobre su intención de “reabrir” el país el 12 de abril y decidiera ampliar hasta el 30 de ese mes las recomendaciones de confinamiento y distanciamiento social.

Estados Unidos, con casi 157.000 positivos de coronavirus según datos de la Universidad Johns Hopkins, consultados al cierre bursátil, se ha convertido en el país con más casos del mundo, por delante de China.

 

Este lunes, además, la farmacéutica Johnson & Johnson (J&J) anunció que comenzará el próximo septiembre a probar en humanos su vacuna experimental contra la COVID-19 y que podría estar lista para un uso de emergencia a principios de 2021.

J&J dijo que ha invertido más de mil millones de dólares en el desarrollo de la vacuna, que comenzó en enero, en asociación con la Autoridad federal para el Desarrollo y la Investigación Biomédica Avanzada, que depende del Departamento de Salud estadounidense.

Entre las 30 cotizadas del Dow Jones, encabezó las ganancias precisamente J&J (8 por ciento), seguida por Merck (7.28 por ciento), Microsoft (7.03) e Intel (5.96) y Caterpillar (5.95).

Con la vista puesta en evitar una recesión, y a punto de despedir un mes negro para Wall Street en el que los principales indicadores han entrado en ciclo bajista -un 20 por ciento por debajo de su último récord- los analistas apuntan a una buena acogida de los mercados de las medidas de estímulo fiscal de Washington y el paquete de acciones monetarias de la Reserva Federal.

PETRÓLEO

El impacto del coronavirus y el crecimiento de la oferta petrolera han presionado a la baja el precio del crudo en las últimas tres sesiones. El dato a la baja se acerca a menos 16.2 por ciento y en lo que va de año superiores al 60 por ciento.

El barril de Brent, para entrega en mayo, cerró en el mercado de futuros de Londres en 22.82 dólares, un 8.24 por ciento menos que al término de la última sesión, un descenso de 2.05 dólares.

El precio del WTI se desplomó este lunes un 6.6 por ciento y cerró en 20.09 dólares el barril, su peor dato desde febrero de 2002. Sus contratos de futuros restaron 1.42 dólares respecto a la sesión previa del viernes.

La contracción del precio del petróleo ocurre ante la expectativa de que las restricciones de movimiento para contener la propagación del coronavirus destruyeran la demanda por petróleo a nivel global. Asimismo, prevalece el riesgo de una recesión económica causada por la pandemia y por la guerra de precios entre los principales productores de crudo

-Con información de Economía Hoy y EFE