La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, aseguró que para que se refuerce la seguridad en la UNAM, debe ser la Máxima Casa de Estudios quien lo solicite, pues aseguró que se respetará en todo momento su autonomía. “Somos universitarios pero además pues nos duele esto que pasa dentro de las instalaciones de la UNAM y vamos a hacer todo lo que esté a nuestro alcance para poder ayudar a las autoridades y a los propios estudiantes”, señaló.

Ciudad de México, 30 de abril (SinEmbargo).- Estudiantes de preparatoria, universitarios y activistas se manifestaron afuera del Colegio de Ciencias y Humanidades (CCH) plantel Oriente, ubicado en la Alcaldía Iztapalapa, en repudio al asesinato de la alumna Aideé Mendoza, agredida con un arma de fuego en el salón de clases.

A cuatro días de que las autoridades capitalinas se disculpen públicamente con la familia de Lesvy Berlín Rivera Osorio, estudiante asesinada en Ciudad Universitaria en 2017, por manchar su memoria y dignidad, la UNAM se volvió a enlutar con otra muerte violenta dentro de sus instalaciones.

Los alumnos y activistas protestaron por el clima de la violencia y la falta de seguridad que enfrentan en la institución académica.

También externaron su indignación porque, explicaron, “las autoridades primero querían hacer pasar esto (feminicidio) como un ‘infarto’”, no dieron información puntual y rápida, además de que tardaron mucho en dar atención médica adecuada a la joven.

Los estudiantes reprocharon el desempeño y actuación del director del plantel, Efraín Peralta Terrazas, a quien acusaron de no escuchar las exigencias de seguridad de los alumnos y lo calificaron como incapaz.

Conocidos de la joven acudieron a la iglesia “Jesucristo de los Santos de los Últimos Días”, en la colonia Xalpa de Iztapalapa, para el funeral realizado luego de que esta madrugada familiares de Aideé recibieran su cuerpo. La concentración se registró desde las 11:30 horas, cuando la carroza fúnebre arribó al lugar.

“Queremos que nos escuchen. Les vale a las autoridades estudiantiles que nos maten, están dejando que nos masacren dentro de las instituciones”, expresó la joven Zaira, estudiante de sexto semestre.

“¿Qué está pasando en la UNAM? Nos acaban de decir que somos la mejor escuela en America Latina y… ¡nos están matando!”, expresó Adriana, otra de las alumnas.

“Ni una más, ni una más, ni una asesinada más. Alto a la violencia institucional de la UNAM”, gritaron al unísono en las instalaciones del plantel educativo que se mantiene cerrado desde ayer, luego de que las autoridades acordonaron el lugar para trabajar en la escena del crimen.

Aideé Mendoza fue asesinada la tarde de ayer mientras estaba en clase de matemáticas, de acuerdo con información de otros estudiantes del plantel.

“¿Cómo es posible que ahora nos maten mientras tomamos clases?”, cuestionó Luis, otro estudiante.

Los estudiantes pidieron seguridad en el plantel de la UNAM. Foto: Sugeyry Gándara. SinEmbargo.

NOS DUELE A TODOS LOS UNIVERSITARIOS: SHEINBAUM 

La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, aseguró que para que se refuerce la seguridad en la UNAM, debe ser la Máxima Casa de Estudios quien lo solicite, pues aseguró que se respetará en todo momento su autonomía.

“La UNAM nos lo tiene que pedir, nosotros respetamos mucho su autonomía y ellos van a decidir bajo qué circunstancias, por el momento pues es apoyar a la familia y encontrar la razón de esta situación y hacer justicia”, dijo esta tarde.

Detalló que el Gobierno capitalino está en contacto con las autoridades universitarias, así como con la familia de la víctima. También reconoció que lo sucedido en el CCH le duele a todos los universitarios.

“Somos universitarios pero además pues nos duele esto que pasa dentro de las instalaciones de la UNAM y vamos a hacer todo lo que esté a nuestro alcance para poder ayudar a las autoridades y a los propios estudiantes”, señaló.

La máxima casa de estudios informó el lunes que la estudiante, de sexto semestre, presentaba una “herida en el costado derecho”, razón por la que recibió atención por parte de los servicios médicos del plantel, posteriormente fue trasladada en una ambulancia al hospital del ISSSTE ubicado en Zaragoza.

Apenas el mes pasado, la alumna Jenifer Sánchez Domínguez, de 16 años, fue asesinada. Su cuerpo fue localizado el 31 de marzo, días después de estar desaparecida, pues el 20 de marzo fue vista por última vez en la avenida Canal de San Juan, en la colonia Tepalcates.

Foto: Sugeyry Gándara. SinEmbargo.

Los alumnos también recordaron el Feminicidio de Miranda Mendoza, 18 años, quien fue secuestrada al salir de su escuela y luego de que sus presuntos captores exigieran un rescate millonario y no lo recibieran, la asesinaron y arrojaron su cuerpo en la carretera federal México-Cuautla, el pasado 21 de agosto.

“Esto, la violencia a la que estamos expuestos, no se remonta a la muerta de Miranda es un problema desde hace mucho”, indicó Julio “Pescador”.

Exhortaron a la comunidad estudiantil a no esparcir rumores y especulaciones sin fundamentos por redes sociales.

Los estudiantes exigieron la la renuncia de Victor Efraín Peralta, dire roe de CCH Oriente, y de Benjamin Barajas Sánchez, director de CCHs. Además, demandaron a más autoridades el esclarecimiento del asesinato de Aideé.

RECTOR EXIGE JUSTICIA

El Rector de la UNAM, Enrique Graue Wiechers, lamentó este la muerte de Aideé Mendoza en el CCH Oriente “una universitaria a quien le han arrebatado sus anhelos y esperanzas, su alegría de juventud, su presente y su futuro”.

“El día de ayer, falleció Aideé Mendoza Jerónimo, estudiante del CCH Oriente, a consecuencia de un impacto de bala. […] Su muerte deja en sus familiares el desgarrador dolor de su ausencia y en mí y en la comunidad universitaria, sentimientos de indignación y consternación profundos”, lamentó Graue.

Dijo que la violencia “es inadmisible, no respeta edades y atenta ya contra nuestros estudiantes y los jóvenes de México”. Y exigió0 que las aulas de todo el país deben de ser “espacios de libertad para pensar y manifestar ideas, para aprender y crecer en plenitud”.

“Desde todos los rincones de la Universidad exigimos justicia para ella y paz y libertad para todos los jóvenes de nuestro país. Ante este lacerante suceso, les invito a comportarnos con civilidad y de manera universitaria. Reitero mi convicción en que los procedimientos para la impartición de justicia se llevarán a cabo con estricto apego a la legalidad y veracidad de los hechos”, continúa el documento.

El Rector informó que se encuentran colaborando estrechamente con las autoridades capitalinas para esclarecer “el trágico acontecimiento”.