Según cifras oficiales, 2 mil 551 menores de edad fueron separados de sus padres o familiares hasta junio de 2018. El Presidente Biden confesó que sigue intentando averiguar dónde están las niñas y niños que fueron apartados después de atravesar la frontera de manera irregular.

Washington, 30 abr (EFE).- El Presidente de EU, Joe Biden, admitió este viernes que aún no ha localizado a todos los niños migrantes que fueron separados de sus padres durante el Gobierno de su antecesor, Donald Trump, y atribuyó la actual crisis de la frontera a la “falta de una verdadera transición” entre las dos administraciones.

En una entrevista con el programa “Today” de la NBC, Biden confesó que sigue intentando averiguar dónde están los niños y niñas que fueron apartados de sus padres o familiares después de atravesar la frontera de manera irregular.

Dicha práctica estaba contemplada en la política “tolerancia cero”, que fue anunciada por la Administración de Trump en abril de 2018 -aunque comenzó como un programa piloto en julio de 2017-, y que un Juez ordenó suspender en junio de 2018, aunque siguió activa durante muchos más meses, según varias ONG.

Según cifras oficiales, 2 mil 551 niños fueron separados de sus padres o familiares hasta junio de 2018.

En octubre del año pasado, un grupo de abogados denunció que 545 menores de esos 2 mil 551 no habían podido localizar a sus padres, que en muchos casos fueron deportados a sus países de origen.

En la entrevista en NBC, Biden también aludió a los miles de menores migrantes que han llegado a EU solos en los últimos meses.

Al respecto, aseguró que su Gobierno sí está “reuniendo a los niños con sus familias a medida que llegaban a la frontera”.

En marzo pasado, 18 mil 890 menores migrantes atravesaron la frontera sin un acompañante y fueron interceptados por las autoridades migratorias estadounidenses.

Consultado sobre la disparada en el número de inmigrantes que llegaron a la frontera con México en los últimos meses, el mandatario defendió que ahora han logrado tomar el control.

“Hace un mes teníamos a miles de niños en custodia en lugares donde no deberían estar, controlados por la Patrulla Fronteriza. Ahora hemos reducido eso dramáticamente”, sostuvo.

Y atribuyó la situación inicial a la falta de una “verdadera transición”, al apuntar que su equipo “prácticamente” no tuvo acceso a información sobre los departamentos responsables de Inmigración y Defensa, lo que impidió que se enteraran que “había despedido un montón de gente”.

En declaraciones a la prensa durante el viaje de Biden a la ciudad de Filadelfia, la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, indicó que la cifra de niños bajo custodia de la Patrulla Fronteriza ahora es de 954, lejos de los 5 mil 667 que tuvieron que permanecer en sus instalaciones en el pico de la crisis.

Además, señaló que han reducido de 133 a 28 horas el tiempo que los pequeños deben permanecer en poder de la Patrulla Fronteriza antes de ser transferidos a los albergues designados por el Gobierno y en los que la custodia pasa a sus padres o un familiar en Estados Unidos.