Ciudad de México, 31 de julio (SinEmbargo).- El miércoles el Inegi dio a conocer que el país tuvo un crecimiento de 0.3 por ciento con relación al primer semestre del año pasado.

“Contrario al pronóstico de los expertos, esto despeja el miedo, la intención de crear desconfianza. También demuestra que con austeridad se puede crecer”, dijo el Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Planteó que ahora el que se tiene que apretar el cinturón es el Gobierno.

Planteó que rescatar el sector energético, instaurar el estado de bienestar y fortalecer la seguridad pública, son prioridades que se financiarán sin aumentar impuestos, el precio de los combustibles o la deuda pública.