Ante el desaire realizado a por el Instituto del Grupo Hispano del Congreso, la Casa Blanca guarda silencio.

Trump ofendió a muchos latinos cuando, como candidato a Presidente, se refirió a los inmigrantes mexicanos como “criminales”. Foto: AP

Washington, 12 de septiembre (AP) — Por primera vez en casi 40 años, el Instituto del Caucus Hispano del Congreso no invitó al Presidente de Estados Unidos a su convención anual debido a las acciones y comentarios controversiales de Donald Trump hacia los latinos.

La Casa Blanca no respondió a una pregunta sobre el desaire y tampoco si Trump tiene planeado firmar una proclama anual que el Congreso pide a los presidentes que emitan en el periodo del 15 de septiembre al 15 de octubre para conmemorar la contribución de los latinos al país.

El CHCI (siglas en inglés del instituto), una de las instituciones líderes en la formación de jóvenes dirigentes hispanos, realizará su convención anual en Washington esta semana. Aunque el instituto no tiene filiación partidaria, sólo dos de los 25 legisladores que integran su consejo asesor son republicanos.

“El Presidente no fue invitado debido a sus comentarios difamatorios y a sus acciones muy desagradables para la comunidad latina que vive en Estados Unidos”, dijo el representante demócrata Joaquin Castro, Presidente del grupo, a The Associated Press este martes.

Trump ofendió a muchos latinos cuando, como candidato a Presidente, se refirió a los inmigrantes mexicanos como “criminales”. Su exigencia para que se construya un muro en la frontera de Estados Unidos con México y que los mexicanos lo paguen también ha sido controversial entre los hispanos.

En los últimos meses dos acciones del presidente generaron disgusto en los latinos. Trump indultó al Sheriff Joe Arpaio del condado de Maricopa, en Arizona, luego de que éste fuera declarado culpable de desacato criminal por ignorar una orden judicial para que suspendiera sus patrullajes encaminados a detener a inmigrantes.

La semana pasada, Trump anunció que eliminaría gradualmente el programa que aplaza la deportación de los inmigrantes que llegaron a Estados Unidos cuando eran niños.

Cada uno de los presidentes desde Jimmy Carter en 1979, excepto George H.W. Bush, han asistido al menos una vez al evento anual del CHCI que marca el inicio del Mes de la Herencia Hispana.

Algunos funcionarios del gobierno de Trump planean convivir esta semana con audiencias hispanas más amistosas con el mandatario.

La tesorera Jovita Carranza, el secretario de Energía Rick Perry y el secretario de Comercio Wilbur Ross asistirán el jueves a la convención anual de la Coalición Latina, una organización conservadora dirigida por Hector Barreto, quien estuvo a cargo de la Administración de Pequeñas Empresas de Estados Unidos durante la presidencia de George W. Bush.

En marzo, el vicepresidente Mike Pence encabezó un evento de la coalición en el cual se conmemoraron las contribuciones de los hispanos y ofreció a impulsar políticas que ayudaran a los negocios de los latinos.