En su conferencia mañanera del 31 de enero pasado, cuando le preguntaron su opinión sobre los 19 niños que fueron presentados por la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias de los Pueblos Fundadores (CRAC-PF) y lo que se está haciendo por su seguridad, Andrés Manuel López Obrador contestó que se están atendiendo las causas que originan la violencia y que en la “competencia” van a quitarle a la delincuencia la posibilidad de que usen a niños y a jóvenes.

Por Zacarías Cervantes

Chilpancingo, Guerrero, 2 de febrero (ElSur).– El Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, “está engañado” y “confunde” a la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias de los Pueblos Fundadores (CRAC-PF) con un grupo delictivo, respondió el consejero Bernardino Sánchez Luna, quien rechazó que los niños que están preparando para el uso de armas le sirvan a la delincuencia, como insistió el mandatario en su conferencia mañanera del viernes pasado.

Vía telefónica, el consejero rechazó que en las comunidades donde opera la CRAC-PF se estén atacando las causas que originan la violencia, como lo aseguró el Presidente, y reprochó que hasta que se movilizaron después de la masacre de los diez indígenas de Alcozacán el pasado viernes 17 de enero, los gobiernos federal y estatal voltearon a ver esa región indígena azotada por la violencia del grupo delictivo Los Ardillos.

Fotografía fechada el 14 de enero de 2020, que muestra a una mujer con un arma mientras vigila su población, en la comunidad de Alcozacán, en el estado de Guerrero (México). Foto: José Luis de la Cruz, EFE

Vista general de un grupo de menores que fue presentado el miércoles pasado por la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias-Pueblos Fundadores (CRAC-PF), en la localidad de Chilapa de Álvarez en el estado de Guerrero (México). Foto: José Luis de la Cruz, EFE

El consejero pidió a López Obrador que visite el territorio de la CRAC-PF para que conozca a esa institución comunitaria y se entere cómo opera, “para que no opine sólo por lo que le mal informan sus funcionarios”, dijo.

En su conferencia mañanera del 31 de enero pasado, cuando le preguntaron su opinión sobre los 19 niños que fueron presentados por la CRAC-PF y lo que se está haciendo por su seguridad, López Obrador contestó que se están atendiendo las causas que originan la violencia y que en la “competencia” van a quitarle a la delincuencia la posibilidad de que usen a niños y a jóvenes.

El Presidente ofreció, además, parar la “mancha negra de individualismo, de egoísmo, de triunfar a toda costa, de lo material, del lujo barato, de las alhajas, con todo respeto, no todas las alhajas son condenables, pero esto que vemos aquí, estos relojes, las joyas, las trocas, la ropa de marca, todo ese mundo falso, efímero, que no tiene que ver con los valores”, como si se refiriera a los niños y adolescentes que capacitó una organización comunitaria contraria al individualismo, que pertenecen a pueblos indígenas muy pobres y que juegan con trompos de madera.

Para Bernardino Sánchez Luna, quien capacitó a los 19 menores que fueron presentados armados y encapuchados en Alcozacán, el Presidente está opinando de algo que desconoce, dijo que por eso lo están invitando a que visite el territorio de la CRAC-PF para que conozca bien la institución comunitaria y sepa cómo funciona “y no hable de ella sin conocimiento de causa”.

“Queremos que venga para que vea la realidad y lo que está pasando en las comunidades. Nosotros no queremos que nos esté echando chismes, somos pueblo, y por lo tanto tenemos el derecho a exigir que no nos estén involucrando en algo que no somos”, indicó.

Vista general de un grupo de menores que fue presentado por la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias-Pueblos Fundadores (CRAC-PF), en la localidad de Chilapa de Álvarez en el estado de Guerrero (México). Foto: José Luis de la Cruz, EFE

Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, encabezó su conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional, el viernes pasado. Foto: Andrea Murcia, Cuartoscuro

Dijo que si el Presidente no quiere visitar la zona para que conozca la realidad, “le exigimos que investigue a fondo lo que somos. Si nosotros fuéramos sicarios anduviéramos en carros blindados como Los Ardillos, o como algunos funcionarios, pero andamos a pie”.

Declaró que López Obrador no sabe qué es la CRAC-PF ni cómo funciona, y que declara como “le llevan el chisme”. Añadió que por eso desde que bloquearon la carretera Chilapa-Hueycantenango después del asesinato de los 10 músicos, una de sus demandas fue la visita del Presidente “para que vea la realidad de lo que está pasando en las comunidades”.

Afirmó que López Obrador los confunde con grupos delictivos porque “nunca ha venido ni nos conoce y habla nomás de lo que le llevan, por eso es importante que venga para que confirme que nosotros no somos sicarios”.

A pesar de las críticas de los gobiernos federal y estatal, así como de organismos como el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) y de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, los representantes de la CRAC-PF habían declarado que seguirían preparando a los niños en el uso de armas para la defensa de sus familias y pueblos, pero ayer Bernardino Sánchez, por primera vez dijo que lo van a consultar con los pueblos.

“Pero también quisiéramos que el Presidente no invente cosas que no ha investigado, sino que venga acá a las comunidades a preguntar a los niños y a los padres de familia”.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE EL SUR. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.