Secretario General del Consejo de Salubridad General aseguró que los hospitales privados “han estado muy receptivos al compromiso social que pudieran tener en un momento dado”.

Ciudad de México, 7 de abril (SinEmbargo).– Las camas de 250 hospitales privados podrían ser utilizadas para atender casos de COVID-19 en México en caso de ser necesario, de acuerdo con un acuardo alanzado con la Secretaría de Salud.

José Ignacio Santos Preciado, Secretario General del Consejo de Salubridad General, informó hoy en conferencia de prensa que en esos 250 hospitales hay 34 mil camas que anualmente tienen una ocupación de 33 por ciento, por lo que podrían ser utilizadas para atender la contingencia.

“Se les ha hecho un planteamiento y han estado muy receptivos al compromiso social que pudieran tener en un momento dado”, afirmó.

El funcionario detalló que podrían usarse más de 5 mil camas, más de 500 unidades de cuidados intensivos y se estudia la posibilidad de extender las atenciones en más de mil 200 camas en caso de emergencia.

Santos Preciado aseguró que todos los hospitales del sector privado contemplados están certificados y “cuentan con un comité de ética para la atención de pacientes y tomar decisiones difíciles al final de la vida”.

Los últimos datos brindados por la Sevretaría de Salud muestran que 141 personas han muerto en México por el COVID-19. 16 perdieron la vida en las últimas 24 horas.

Además, se han confirmado 2 mil 785 casos, se investigan 7 mil 526 como sospechosos y se han descartado 15 mil 099. En total se han estudiado 25 mil 410 personas, detalló esta tarde José Luis Alomía Zegarra, Director General de Epidemiología.

El funcionario hizo el llamado a personas que padecen diabetes, obesidad u otra enfermedad crónica, a permanecer en casa durante la cuarentena y respetar las medidas incluidas en la Jornada Nacional de Sana Distancia.