Sao Paulo, 19 Jun (Notimex).- La secretaria mexicana de Turismo, Gloria Guevara Manzo, afirmó que este año su país captará una cifra histórica de visitantes extranjeros, la cual será superior a la registrada en 2008, que llegó a 22.6 millones.

Guevara Manzo, quien realizó una visita de trabajo a Brasil entre el lunes y el miércoles pasados, dijo a Notimex que las proyecciones indican que el número de turistas extranjeros crecería hasta 15 por ciento en 2011, con relación a los 22.4 millones del año anterior.

De esta manera, México rebasaría durante 2011 el número de turistas de 2008, cuando se llegó a montos récord, tanto de visitantes como de captación de divisas (13 mil 289 millones de dólares), explicó la titular de la Secretaría de Turismo de México (Sectur).

“Este año tenemos que rebasar las cifras de visitantes extranjeros de 2008 en cuanto a llegadas, y la idea es hacerlo en captación de divisas, pero para eso necesitamos una mayor conectividad en rutas desde y hacia México”, agregó.

La funcionaria dijo que es “fundamental tener más asientos aéreos” dentro de su país y en los vuelos provenientes del exterior.

Indicó que en abril pasado el turismo extranjero en México creció en 8.1 por ciento con respecto al mismo mes de 2010, luego de que en el primer bimestre se había registrado una caída de 6.1 por ciento.

Guevara Manzo, quien se reunió durante su visita a Brasil con operadores turísticos y representantes de agencias de viajes, sostuvo que la meta de México es ocupar el quinto lugar mundial como destino turístico en 2018.

Explicó que ello implica que los visitantes y las divisas que genera el sector deberán crecer a un promedio anual de 10 por ciento, lo cual permitiría a México llegar a unos 50 millones de turistas en 2018 y a unos 40 mil millones de dólares en captación ese año.

Dijo que las metas turísticas de México, país que en la actualidad ocupa el décimo lugar mundial en llegadas de visitantes extranjeros, están contenidas en el Acuerdo Nacional por el Turismo, una estrategia que aún podría perfeccionarse.