El peso fue la cuarta divisa con más avance durante la sesión, impulsado por el anuncio del Presidente López Obrador sobre un plan para sanear las finanzas de la petrolera. El dólar interbancario se cotizó en 19.0535. En bancos, el billete verde se vendió en 19.47 unidades.

Ciudad de México, 5 de febrero, (SinEmbargo).- El anuncio hecho por el Presidente Andrés Manuel López Obrador de un plan para quitar cargas impositivas a Petróleos Mexicanos (Pemex) y dotarlo de más recursos, impulsó al peso y la ubicó como la cuarta moneda emergente con más ganancias en el mercado.

El Banco de México (Banxico) informó que el dólar interbancario se cotizó en 19.0535 unidades una depreciación del 0.33 por ciento o 6.40 centavos menos que la última cotización.

Durante la sesión, la paridad entre el peso y el dólar alcanzó un máximo de 19.1135, mientras el mínimo se ubicó en 19.0234 unidades.

Según el concentrado de monedas emergentes de Bloomberg, la divisa mexicana se ubicó en el cuarto puesto de las divisas con mayores ganancias. El primer lugar fue para la lira turca, con 0.45 por ciento; seguido del rand sudafricano, con 0.43, y la rupia india con 0.33 por ciento.

En bancos, el billete verde se vende en 19.47 unidades, dos centavos más que el cierre del pasado viernes.

Por la mañana, el Presidente López Obrador anunció que el día de mañana daría a conocer un plan de estímulos para Pemex, que tiene por objetivo quitarle impositivos fiscales y facilitar la inversión en otras áreas de la petrolera.

Tras ello, los bonos de deuda de la empresa productiva del Estado tocaron su mejor nivel desde octubre pasado y se ubicaron, con vencimiento a 2027, con un aumento del 1.6 por ciento y un descenso en el rendimiento de 25 puntos.

Sin embargo, el anuncio no pudo extender las ganancias del peso, ya que la moneda mexicana se topó con la fortaleza internacional del dólar y la caída en los precios del petróleo.

En otro aspecto del mercado, los precios del petróleo continúan a la baja ante la menor demanda de crudo en la industria de Estados Unidos. El hecho podría significar una señal más sobre una presunta desaceleración de la economía mundial.

El Texas retrocedió un 1.7 por ciento y se situó en 53.66 dólares el barril. Mientras el Brent se ubica en 61.98 dólares, un 0.86 por ciento menos que el cierre de ayer.

Este es el segundo día consecutivo en el que el precio del crudo cae debido principalmente a que la menor demanda en la industria de Estados Unidos reavivó las preocupaciones por la desaceleración económica.

Por su parte, el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) registró este martes un avance de 598.83 puntos, o 1.37 por ciento, para ubicarse en 44 mil 337.1 unidades en el cierre de la sesión bursátil.

Las ganancias del día estuvieron encabezadas por Rassini con 6.41 por ciento; Fibra Prologis con 5.66; Finn con 4.66; Bio Pappel con4.48; y Transportación Marítima Mexicana con 4.05 por ciento.

En Nueva York, Wall Street cerró este martes con ganancias y el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, subió un 0.68 por ciento en una sesión en la que los inversores se vieron animados por la temporada de resultados empresariales y por el próximo discurso del estado de la nación que pronunciará el Presidente de EU, Donald Trump.

Según datos al término de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones sumó 172.15 puntos, hasta 25 mil 411.52 enteros, mientras el índice S&P 500 avanzó un 0.47 por ciento y índice compuesto del mercado Nasdaq ganó un 0.74 por ciento.