Author image

Gustavo Mauricio Núñez Avendaño

23/11/2022 - 12:04 am

Innovar en tiempos de resiliencia empresarial

El apoyo limitado por parte del Gobierno a las empresas en nuestro país, suma a este escenario de resiliencia una motiviación para ser competitivas y en algunos casos luchar por su supervivencia.

Un peso o dos han subido alimentos de la canasta básica de los Mexicanos.
“Es importante generar un círculo virtuoso en el consumo de productos y servicios, donde el sector empresarial apuesta por generar promociones y condiciones asequibles para los consumidores, que permita un ganar-ganar para todas las partes interesadas y sigamos por el camino de un fortalecimiento en el desarrollo de México”. Foto: Victoria Valtierra Ruvalcaba, Cuartoscuro

A pesar de que nos encontramos aun ante los efectos de la emergencia sanitaria, hoy la madurez de protocolos sanitarios y el avance en la vacunación, permiten tener un escenario diferente para seguir teniendo avances importantes en la recuperación de empleos, continuidad de operaciones de las industrias y en general tener una resiliencia empresarial que nos permita retomar nuestros objetivos.

Sumamos este año el impacto que las empresas y consumidores han enfrentado ante la inflación, lo cual ha obligado a implementar mecanismos de contención que han evitado de manera conservadora el aumento de precios en productos y servicios que los mexicanos necesitamos de consumo básico, de la misma forma un impacto en el acceso al financiamiento por las elevadas tasas de interés.

El apoyo limitado por parte del Gobierno a las empresas en nuestro país, suma a este escenario de resiliencia una motivación para ser competitivas y en algunos casos luchar por su supervivencia.

La economía actual nos invita a atrevernos a innovar, por lo que ha obligado al sector empresarial a ser resilientes ante los contextos económicos, sociales, sanitarios y políticos que vivimos.

Hoy hablamos de que el consumo se debe visualizar en tres dominios principales para motivar a una competitividad empresarial. Estos dominios de los que hablo son tener resiliencia social, resiliencia tecnológica y resiliencia financiera, en la que el sector empresarial hoy ha apostado para abonar a un desarrollo económico, social y empresarial en nuestro país.

En el primer dominio de tener una resiliencia social, nos habla que empresarios han implementado y madurado protocolos sanitarios para tener centros de consumo confiables para que consumidores reduzcan riesgos de contagio, dando como resultado un consumo responsable y seguro.

En materia social apostamos por la salud de nuestros consumidores, por generar las condiciones adecuadas en materia de movilidad, por tener centros de trabajos seguros para nuestros colaboradores y en general poner al centro a las personas como eje del cumplimiento de los objetivos y metas que propongamos en materia de desarrollo.

El segundo dominio del que hablo en materia de tener resiliencia tecnológica, es sin duda lo que el sector empresarial a adoptado en el rubro de tecnología que permita dar continuidad a las operaciones en el consumo de productos y servicios, atendiendo los retos inherentes en su implementación, cuyos controles y registros se centran en la apuesta de buenas practicas administrativas, jurídicas, operativas, de capacitación y capital humano que generen una confianza en la experiencia de consumo a través de plataformas digitales.

La tecnología nos propone hoy día nuevos escenarios de consumo, en el que hay que actuar y atender retos como lo es la ciberseguridad, la logística, en los medios de pagos, en la disponibilidad de la infraestructura tecnológica necesaria y en general lo que empresarios han implementado para seguir operando.

El tercer dominio en materia de una resiliencia financiera ha sido focalizada en sumar esfuerzos de mantener precios competitivos y mantener una cadena de suministro fuerte, que permita seguir teniendo una sobrevivencia empresarial, una reactivación económica, el mantenimiento y generación de nuevos empleos.

El promover una cultura financiera es necesaria para abrir caminos de acceso al crédito que permita a las empresas tener flujos en su operación y los fortalezca.

Es importante generar un círculo virtuoso en el consumo de productos y servicios, donde el sector empresarial apuesta por generar promociones y condiciones asequibles para los consumidores, que permita un ganar-ganar para todas las partes interesadas y sigamos por el camino de un fortalecimiento en el desarrollo de México.

El sector empresarial a innovado en tiempos de una resiliencia, su actuar ha confirmado que debemos sumar a una plataforma que les permita encontrar respuestas a sus preguntas para atreverse a innovar, mejorar procesos, incursionar en el comercio exterior, acceder al financiamiento y promover acciones por parte del Gobierno que les de impulso. #OpiniónCoparmex

Gustavo Mauricio Núñez Avendaño
Presidente del Comité de Micros y Pequeñas Empresas de Coparmex Nacional.
en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas